Bibiana Fernández, protagonista de la primera polémica de 'Masterchef Celebrity'

La actriz, elegida capitana, se puso en contra a todos su compañeros.

image
RTVE

La actriz, elegida capitana, se puso en contra a todos su compañeros.

1 de 7
image
RTVE
La noche más difícil de Bibiana

"Esta pandilla vuelve esta noche a las cocinas de #masterchefcelebrity habrá guerra y me tuvieron que tapar la boca no callo", con estas palabras anunciaba Bibiana Fernández el segundo programa del concurso culinario.

Sin embargo, a pesar del buen humor de la actriz, el segundo reto no fue nada fácil...

Publicidad - Sigue leyendo debajo
2 de 7
image
RTVE
Primera discusión

Después del primer duelo, Bibiana consiguió el delantal de capitana y tuvo que liderar al equipo rojo, formado por Pepón Nieto, Anabel Alonso, Marina San José y Carlos Baute.

Los problemas comenzaron cuando el jurado se dio cuenta de que Bibiana no tomó las riendas del equipo. La primera pelea fue con Anabel Alonso por las verduras, que dijo "como animadora es espectacular, pero no nos capitanea en absoluto", pero la cosa no acabó ahí.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
3 de 7
image
RTVE
Pepón, el capitán suplente

Fue Pepón Nieto quien tomó las riendas del equipo y quien daba las órdenes, incluso a la propia capitana.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
4 de 7
image
RTVE
Pendiente de todo

El actor tenía que estar muy pendiente de lo que hacía su compañera en los fogones. Incluso en una ocasión tuvo que retirar las patatas que estaban en la sarten porque el aceite estaba frío.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
5 de 7
image
RTVE
Problemas con las rosquillas

Por si fuera poco, aún quedaba el postre, del que se encargaba Marina San José, la hija de Ana Belén y Víctor Manuel.

Tenía que hacer rosquillas típicas de Madrid, tontas y listas, pero Samantha las probó y estaban crudas por dentro.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
6 de 7
image
RTVE
Rosquilla arriba, rosquilla abajo

Bibiana, que se dio un festín probando todos los platos, también cató las rosquillas para ver si Samantha llevaba razón.

Mientras estaba comiendo le dijo a Marina: "Dale un horneadito". Un comentario que no sentó nada bien a su compañera...

Publicidad - Sigue leyendo debajo
7 de 7
image
RTVE
Marina, enfadada

Marina, bastante molesta, le contestó: "Pero, cariño, ponte tú y no te pongas a comer. Cariño, que ahora no estás haciendo nada, ayúdanos a meterlas en el horno".

Sin embargo, todos los esfuerzos del equipo rojo no sirvieron ya que fueron los perdedores de la prueba, menos Pepón que por ser el mejor del equipo se salvó y no tuvo que jugarse su estancia en la prueba de eliminación.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo