Hemos actualizado nuestro Aviso de Privacidad. Puedes consultar el nuevo texto aquí.

Hugo gana 'Gran Hermano Revolution'

El concursante uruguayo vence en la final a su compañero Rubén y gana los 300.000 euros del maletín.

Los dos finalistas han mantenido una tensa relación durante el concurso aunque al principio sí se llevaban bien.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Los finalistas y sus ansias de ganar

Los finalistas han pasado las últimas horas en la casa de Guadalix haciendo balance y con los ojos puestos en su posible victoria. Mientras que Rubén esperaba que la suerte estuviera de su lado, Hugo se muestra muy orgulloso de haber podido mostrarse como es.  "Estoy agradecido infinitamente a la gente que me ha llevado hasta aquí", dijo el uruguayo. "Estoy muy satisfecho de que me abrí a la gente que me tocó el corazón".

Por su parte, Christian confía que su naturalidad le brinde la gran recompensa. "Hasta el último segundo que me vaya de esta casa voy a ser yo", señaló. Eso sí, el valenciano lo tiene claro, prefiere quedarse cuarto a quedar segundo y que quede registrada su cara de póquer al ver al ganador.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Juanes invitado de lujo

La gala comenzó por todo lo alto y Jorge Javier tuvo la oportunidad de dar la bienvenida al cantante Juanes. El artista colombiano fue el encargado de poner la nota musical de la noche al cantar en directo su último single, 'Es tarde'.

"Mil gracias por invitarme. Estoy muy contento de estar aquí con ustedes", señaló el cantante antes de afirmar que estaba pasando un poquito de frío…

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Hugo y Rubén, a la gresca

La relación entre Hugo y Rubén estuvo tan fría como las últimas semanas. Pese a que a veces parecía que iba a haber algún tipo de acercamiento entre los dos, la situación cordial siempre acabó saltando por los aires. "Me siento culpable de muchísimas cosas. Debería de haberte dicho las cosas que pensaba muchísimo antes", le dijo Rubén a su compañero durante la campaña que han protagonizado en los últimos días.

El uruguayo, tras las imágenes que vio en la gala del pasado jueves, aprovechó para decirle lo que pensaba: "Se me partió el corazón al ver lo que vi. Sos muy inteligente, sos un chico muy listo… Eres un chico muy desconfiado".

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
¿Víctima o culpable?

Esas palabras no hicieron más que volver a encender la mecha de la rabia contenida del joven gallego. "Ese papel de víctima no se lo cree ni él", dijo en el confesionario, asegurando que pensaba que su compañero estaba jugando con la situación en su propio beneficio.

"Solo le pido que no me hable… Me jode mucho, porque siempre aprovecha los momentos en los que más audiencia hay… Él sabe que esto le ha venido bien".

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Aly, decepcionada con Rubén

En el plató, Alyson fue sentada entre Miriam y la madre de Rubén. La ganadora de 'GH VIP' reconoció que tiene ganas de ver al joven, pero que le ha decepcionado mucho durante las últimas semanas. "Se ha dejado llevar mucho por Miriam", afirmó, algo que creía que le había perjudicado.

"Rubén y yo somos los que menos estrategia hemos tenido. A ella lo que le molesta es que en menos de una semana nosotros tuviéramos ese acercamiento", dijo Miriam a modo de defensa.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Hugo se emociona al pensar en su hija

Hugo tenía claro cómo definir su paso por 'Gran Hermano Revolution': "No dejé de ser yo mismo ni un segundo y he sido leal a mi gente". El uruguayo ha vivido el concurso al máximo: ha reído, ha llorado, ha discutido y ha vivido su particular historia de amor con Yang.

Una experiencia que se ha multiplicado si cabe al enterarse de que su hija ha seguido su concurso y le ha hecho romper a llorar: "Espero que esté orgullosa de mi paso por aquí".

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Yangyang, cuarta finalista

Nadie quería ser el menos votado por la audiencia, pero uno tenía que ser el elegido. Con poco más del 14% de los votos, los espectadores decidieron que la cuarta finalista fuera Yangyang, algo que sorprendió sobremanera a sus compañeros. "La audiencia ha decidido que el cuarto finalista sea… ¡Yangyang!", anunció Jorge Javier.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Christian Gabaldón, tercer finalista

El siguiente en ver frustrado su sueño de alzarse con la victoria fue Christian Gabaldón. Tras la marcha de Yang, el joven tan solo rascó el 20% de los votos de la audiencia. Aunque aseguró que necesitaba el dinero para conseguir pagar una deuda que arrastraba su familia, el valenciano tendrá que conformarse con ser el tercer finalista de esta edición.

"Mi hijo ha sido la esencia de 'Gran Hermano', pero es un juego. Estamos todos muy orgullosos de él y eso es lo importante", afirmó su madre desde el plató.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Enfrentados hasta el final

Antes de conocerse el nombre del ganador, la organización del reality brindó, una vez más, a Hugo y Rubén la oportunidad de hacer frente a su distanciamiento y aclarar las cosas. El gallego aseguró en más de una ocasión que tenía ganas de batirse en duelo con Hugo y arrebatarle en su cara el maletín, pero pareció que su opinión en esos momentos era otra.

"Yo me alegro por mí, por estar aquí. Aunque como dije en confesionario, ahora mismo me gustaría que estuviera Christian", dijo el joven cuando Jorge Javier le preguntó si estaba contento de disputarse el premio con Hugo. A su vez, el uruguayo apuntó que le hubiese gustado tener de compañía a Yangyang.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Hugo, ganador de 'GH Revolution'

"El momento más importante de la noche llegó por fin. Sin más dilación, Jorge Javier anunció el nombre del ganador: "La audiencia ha decidido que el ganador de 'Gran Hermano 18' sea… ¡Hugo!". Al escuchar su nombre, el uruguayo se tiró al suelo y comenzó a llorar sin consuelo.

Mientras tanto, Rubén se tapaba el rostro para que las cámaras no captaran sus ojos llorosos por la decepción. De hecho, antes de marcharse para dar todo el protagonismo al ganador, tan solo logró darle la mano y la enhorabuena por lo bajo.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Último adiós a la casa

Tras dedicar el premio a su hija y mandarle un beso, volvió a la casa para despedirse definitivamente de ella. Después de tanto llanto, el Súper le sacó una sonrisa cuando le pidió que recordara lo que hacía en el vídeo que envió para entrar en el reality. "¡Vente, vente para acá!", exclamó mientras se levantaba la camisa para mostrar sus músculos.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo