Hemos actualizado nuestro Aviso de Privacidad. Puedes consultar el nuevo texto aquí.

Samanta Villar y sus confesiones a Risto sobre la maternidad

La periodista se sentó en el 'Chester' para 'liberarse' de los temas más comentados de su vida profesional y personal.

La periodista vuelve a la carga y explica en el 'Chester' de Risto Mejide su traumática experiencia como madre.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Samanta Villar, sin pelos en la lengua

Samanta Villar es conocida por dar su opinión desde la más absoluta libertad. Aprovechando que el último 'Chester' de Risto Mejide giraba en torno a este tema, la periodista se sentó junto al presentador para 'liberarse' de los temas más comentados de su vida profesional y personal.

"No pienso mucho las consecuencias cuando digo las cosas, pero me gusta elegir las palabras para que hagan 'boom'', argumentó la catalana. "Yo cuento mucho. Soy muy contundente y no pienso en las consecuencias que pueden tener mis palabras. Me gusta transmitir con pasión".

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Libre desde que era pequeña

La entrevista comenzó hablando de la infancia de Samanta, quien asegura que siempre ha contado con el apoyo de sus padres para todo. "Mis padres nunca me han inculcado miedo, cosa que sí hacían los padres de mis amigas. Tampoco ha habido tabús en mi casa. Siempre hemos hablado de todo, nos hemos visto desnudos. También pedí a mis padres que me enviaran con 12 años a estudiar inglés a Inglaterra. Era muy independiente", recordó.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
La maternidad, un sacrificio descomunal

Desde que se convirtiera en madre primeriza a principios de abril de 2016, Villar ha suscitado una enorme polémica por sus continuas declaraciones acerca de la maternidad, opiniones que ha acabado recogiendo en un libro, 'Madre hay más que una'.

"Entiendo que me pudieran criticar si insultara a mis hijos, que los tuviera desamparados, pero eso no es así. Los adoro, y son lo más importante de mi vida, pero eso no me ciega para decirte que es un sacrificio descomunal, y que te va a llevar al límite, y creo que tenemos un problema en la sociedad si no lo puedo decir", argumentó en el espacio de Cuatro.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
''Si me lo llegan a contar antes me lo hubiera pensado tres veces''

"Solo nos han contado una parte de la verdad. De la maternidad nos han contado siempre lo bonito y hay toda una parte de sacrificio, de llevarte al límite, incluso de dolor físico… Si me lo llegan a contar antes me lo hubiera pensado tres veces".

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
No quiere ser cuidadora

Y es que la periodista ha visto cambiar su vida por completo desde que diera a luz a una pareja de mellizos. "Mi madre no me dijo que al ser madre iba a cambiar de profesión. Pasas de ser periodista a hacerte cuidadora. No me interesa este tipo de trabajo. 24 horas al día, no remunerado y sin vacaciones", sentenció.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Pérdida de calidad de vida

"Cuando llevas tres días sin poder dormir y vuelve a llorar piensas: Pero qué he hecho con mi vida. Quiero dejar claro que ese momento va a llegar, pero luego lo superas. Encima hay muchas mujeres que cuando sienten esta sensación se sienten culpable por qué no están sintiendo lo bonito que decían que era. Nadie te ha de decir como lo has de vivir".

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Enfrentamiento con una madre anónima

El momento más tenso de la entrevista llegó con la entrada al plató de Cristina Ysasi, una joven treintañera y mileurista que acaba de ser madre. "Me cuesta comprender que una madre sea capaz de hacer las declaraciones que has hecho. No sé si son fruto de una técnica de marketing", señaló la invitada anónima.

Estas palabras no sentaron nada bien a Samanta, que no estaba dispuesta a que pusieran en duda su trabajo. "Imagino que a tu hija le vas a decir que no juzgue a nadie sin conocerlo. ¿Por qué no lo haces conmigo? Me parece de muy mala educación. Ten cuidado con eso", le advirtió.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
''La maternidad destruye tu vida''

Sin ganas de llegar a un entendimiento, Villar prosiguió relatando la visión catastrofista que tiene sobre las consecuencias de ser madre. "Tú no sabes lo que es estar año y medio sin dormir. Tengo otra visión de la maternidad. La maternidad destruye tu vida", explicó.

"Por supuesto que somos menos libres cuando somos madres. Es interesante que siempre somos las mujeres las que juzgamos a las mujeres. Siempre sale una mujer diciente como se tiene que vivir la maternidad. Me parece increíble".

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Samanta no es nada egocéntrica

Sin duda, el programa que la lanzó al estrellato fue '21 días', serie de reportajes en los que Samanta se metía en un sinfín de situaciones rocambolescas. Pese a que contó con el respaldo de la audiencia, también recuerda que fue su trabajo más polémico. "Las mayores críticas me las he llevado en este programa, porque decían que era una pantomima. Yo no hacía el programa por egocentrismo, sino porque era una buena historia", señaló.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Sus vivencias en el mundo del porno

De todos los reportajes que hizo, uno de los más sonados fue el que giraba en torno al mundo del porno. "Yo dije que iba a hacer porno durante '21 días' en uno de los programas, pero jugábamos con la ambigüedad de las palabras. Todo el mundo pensaba que lo iba a hacer como actriz, pero en realidad lo hice como directora. Era como el actual 'clickbait', publicidad engañosa", reconoció.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Censurada en TVE

Haciendo repaso por su carrera, la periodista recordó que tan solo una vez fue censurada: "Ocurrió cuando estaba Aznar en el gobierno, y estaban con las manifestaciones del 'No a la guerra'. En ese momento estaba trabajando en Televisión Española, y como teníamos que retransmitirlo me llamaron para decirme que el gobierno español no era el gobierno central, sino EL gobierno".

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo