Los mejores momentos del especial madres de 'Mi casa es la tuya'

Las madres de Niña Pastori, Alaska y Fernando Tejero hablaron con Bertín Osborne en compañía de sus hijos.

Pastora, América y María protagonizaron junto a sus famosos hijos el especial de Año Nuevo de 'Mi casa es la tuya'.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Especial madres en 'Mi casa es la tuya'

'Mi casa es la tuya' decidió comenzar el año con un especial dedicado a las madres. El programa presentado por Bertín Osborne habló largo y tendido con las progenitoras de Alaska, Niña Pastori y Fernando Tejero, para terminar juntándolas a todas en la misma mesa y así compartir cena y confidencias con sus respectivos hijos famosos.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
América, la divertida madre de Alaska

América, la simpar madre de Alaska, volvió a derrochar desparpajo y naturalidad. Al igual que en el docureality protagonizado por la cantante, la nonagenaria no se cortó ni un pelo a la hora de hablar sobre su vida, fiel a la simpatía que la caracteriza. "Si es que mi vida siempre ha sido muy complicada, pero muy divertida", señaló.

Contó que, antes de conocer al padre de Alaska, estuvo casada con un torero mexicano, pero que acabó divorciándose de él por mujeriego. Después conocería al padre de la cantante, un asturiano republicano exiliado que logró conquistar su corazón pese a que ella era de "derechas".

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Alaska era una niña muy ''viejuna''

La madre de Alaska explicó que se llevó una gran impresión la primera vez que vio a su hija subida a un escenario y con el pelo de colores. "Con catorce años ya se pintaba el pelo y se iba con Carlos Berlanga y Nacho Canut… La primera vez que vi a mi hija actuar, por poco me muero".

Y es que la cantante siempre había sido una persona muy aplicada y "viejuna", utilizando en su infancia los carritos de las muñecas para transportar libros, por lo que nunca se hubiera imaginado que acabaría siendo artista.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
El plató de 'Lluvia de estrellas' estaba embrujado

Madre e hija contaron animadamente una anécdota de cuando Alaska trabajó en 'Lluvia de estrellas', poco después de que Bertín abandonara el programa. "Se fundían los focos todo el tiempo, no arrancábamos, salíamos a las 12 de la noche", reconoció la cantante. Ante esto, América, que es santera, fue al plató para "limpiarlo", lo que provocó que todos los hechos inexplicables dejaran de suceder.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Ha hecho de todo en esta vida

Aparte de su afición a la santería, América ha ejercido infinidad de profesiones a lo largo de su vida. "Menos rica y pu*a he sido de todo", afirmó. De hecho, llegó a trabajar en su Cuba natal en la mítica sala de fiestas 'Tropicana', aunque no duró mucho tiempo: "A los quince días vi que aquello no era fiesta y no volví más".

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
El milagro del nacimiento de Niña Pastori

Pastora, la madre de Niña Pastori, recordó la magia que rodeó el nacimiento de su hija. Ella siempre había querido tener una niña, pero después de haber dado a luz a tres hijos había perdido ya la esperanza. Sin embargo, un día su madre, recientemente fallecida, se le apareció en sueños para decirle que tendría una niña que daría que hablar en el mundo entero. "Mi madre me dijo en un sueño que tendría una hija y sería famosa", aseguró.

Acto seguido, despertó a su marido para que "le hiciera una niña". Durante el embarazo, los médicos aseguraban que estaba esperando un niño y no se dieron cuenta de su error hasta el momento del parto. Tal fue la sorpresa que el padre de Niña Pastori se desmayó al ver a la recién nacida.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Anécdota con el rey emérito

Pastora también se animó a contar cómo fue su primer encuentro con el Rey Juan Carlos. Tan nerviosa como estaba, tan solo atinó a decirle lo primero que se le pasó por la cabeza: "Juan Carlos, es usted el mejor Rey que hay en España". Ante esto, el rey emérito no pudo más que señalar: "Pero Pastora, ¡que solo estoy yo!".

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Una mujer sin vergüenza alguna

Entre risas, Niña Pastori recordó una anécdota de su infancia para dejar patente la arrolladora personalidad de su madre. "Mi madre me recogió una vez en el colegio vestida de militar", señaló. El motivo era que estaba lloviendo tanto, que utilizó el uniforme de militar de su marido, que tenía una capa impermeable, para recoger a sus hijos del colegio en moto.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Cantante como su hija y aficionada al bingo

La madre de la cantante también ha ejercido la misma profesión que su hija. Incluso, actuó en Londres, donde la esperaron con un gran ramo de flores como si se tratara de Lola Flores. "Siempre he sido una aficionadilla, pero me he ganado mi dinerito. He cantado en Londres, en Alemania…", afirmó. Además, reconoció su afición al bingo: "Me gusta. ¡No tengo otra cosa que hacer, Bertín! En San Fernando no hay discotecas, no hay nada".

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Una mujer con mucho arte

Pastora es puro arte y bien que lo demostró a la hora de definir su matrimonio de 54 años. "Entro a un bar, veo a todos los matrimonios separados y pienso 'sólo estamos casados el tonto y yo'", bromeó. ¿El secreto de su relación? "¡Que tiene muy buena paga!".

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Fernando Tejero presenta a su madre

El programa sirvió también para conocer por primera vez a María, la madre de Fernando Tejero. La progenitora del actor no tuvo más que palabras de cariño hacia su hijo, al que considera "un hijo excelente, de bueno, simpático, agradable". Y es que María está muy orgullosa de los suyos, por lo que sufre ahora que ve al actor de "higos a brevas". "Mis hijos son lo mejor que me ha pasado en la vida", sentenció.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Muy orgullosa de sus hijos

Fernando Tejero se crio con su tía abuela y se curtió trabajando en la pescadería que regentaban sus padres, donde comenzó a trabajar a los 14 años. Su debut sobre los escenarios se produjo cuando, siendo muy niño, su tío lo subió al escenario durante una chirigota. "Si es que siempre ha sido muy chirigotero", explicó su madre.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Las lágrimas de Bertín

Durante la cena, América recibió la sorpresa de unos mariachis, por lo que Bertín aprovechó para cantar 'México lindo'. Además, al final del programa y aprovechando que es Navidad, todos recibieron regalos muy sentimentales, los cuales hicieron llorar a algunos de los presentes.

Pastora se emocionó al recibir una carta de su nieta mientras que el presentador no pudo reprimir las lágrimas al ver un cuadro con una fotografía de él cuando era pequeño junto a su madre.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo