Las idílicas vacaciones de los Thyssen en Ibiza

La paz sigue reinando en la familia Thyssen, que ha firmado la reconciliación tras siete años de diferencias. El clan se ha reunido en Ibiza para celebrar el 34 cumpleaños de Borja y pasar unas vacaciones idílicas en las que todas las rencillas parecen olvidadas.

image

La paz sigue reinando en la familia Thyssen, que ha firmado la reconciliación tras siete años de diferencias. El clan se ha reunido en Ibiza para celebrar el 34 cumpleaños de Borja y pasar unas vacaciones idílicas en las que todas las rencillas parecen olvidadas.

Una imagen que parecía imposible

Esta imagen, que parecía imposible hace sólo unas semanas, podría repetirse muchas veces este verano en Ibiza.

Los Thyssen se han reunido en la isla pitiusa para celebrar el 34 cumpleaños de Borja y ya disfrutan de unas vacaciones juntos.

 

 

1 de 9
La barriguita de Blanca

La familia disfrutó de una jornada en la playa en la que Blanca Cuesta, embarazada de su cuarto hijo, lució una gran barriguita.

La joven, que sigue manteniendo una estupenda figura, estuvo muy atenta de los pequeños. En la imagen, junto a Eric.

 

2 de 9
Un cumpleaños muy feliz

Borja ha celebrado, sin duda, su cumpleaños más especial reconciliado con su madre gracias a su esposa, que ha sido la gran mediadora en la reconciliación familiar.

 

3 de 9
Añorada paz

Tita se muestra relajada y feliz. Por fin, puede estar con su hijo, al que tanto ha añorado durante estos siete años, y los suyos.

4 de 9
2.500 días sin hablarse

Atrás quedan siete años de distanciamiento, unos 2.500 días sin hablarse y numerosas denuncias cruzadas. Al final, la sangre ha podido más que los intereses económicos y el cariño ha superado al rencor.

5 de 9
Una familia unida

La familia parece haber sellado la paz, impulsada por Blanca Cuesta, para siempre.

Y así, felices, es como se están dejando ver en Ibiza junto a Manolo Segura, padre de Borja, por Ibiza los Thyssen: Tita, su hijo Borja, su nuera Blanca, embarazada; y sus nietos: Sacha, Eric y Enzo.

6 de 9
Recuperando el tiempo perdido

Tita está recuperando todos estos años que ha perdido sin sus nietos y ahora aprovecha todo el tiempo que puede con ellos.

En la imagen, con los dos mayores mientras el pequeño iba en la sillita empujada por su madre.

 

7 de 9
Dos meses para solventar las diferencias

Los abogados de ambas partes llevaban dos meses de reuniones para solventar las diferencias económicas y terminar con los procesos judiciales pendientes.

 

8 de 9
La sonrisa de Tita

Tita ha recuperado la sonrisa.

 

9 de 9
Publicidad - Sigue leyendo debajo