Hemos actualizado nuestro Aviso de Privacidad. Puedes consultar el nuevo texto aquí.

Isabel Pantoja ata todos los flecos para ingresar en prisión

Consciente de su ineudible entrada en prisión para cumplir dos años por blanqueo de capitales, Isabel Pantoja quiere dejar todo organizado ante su larga ausencia. Sus hijos y nietos son su principal preocupación y no quiere que vayan a visitarla a prisión, probablemente para evitar nuevos 'circos mediáticos'.

Consciente de su ineudible entrada en prisión para cumplir dos años por blanqueo de capitales, Isabel Pantoja quiere dejar todo organizado ante su larga ausencia. Sus hijos y nietos son su principal preocupación y no quiere que vayan a visitarla a prisión, probablemente para evitar nuevos 'circos mediáticos'.

1 de 11
Pantoja apura sus ultimos momentos de libertad

Isabel Pantoja cuenta los días, las horas, los minutos que le quedan de libertad. Aunque ha presentado un recurso de súplica -que no espera que sea atendido por la Audiencia de Málaga-, la tonadillera es consciente de lo ineludible que parece su ingreso en prisión y, refugiado en Cantora entre su gente más cercana, se prepara para este durísimo momento.

La artista, la última gran folclórica de nuestro país y la más popular del momento, de 58 años, todavía no se sabe cuándo tendrá que ingresar en la cárcel, pero todo apunta a que podría ser esta misma semana, ya que ha manifestado a sus íntimos su intención de hacerlo en el plazo voluntario que le marque la Justicia en los próximos días.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
2 de 11
De tres días a una semana para ingresar en prisión

Cuando Isabel Pantoja reciba la notificación de la Audiencia Provincial de Málaga dispondrá de tres días para ingresar voluntariamente en prisión, aunque este plazo se podría ampliar hasta una semana en el caso en el que la cantante lo solicitase argumentando que necesita tiempo para dejar solucionados sus asuntos personales y familiares.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
3 de 11
Siete meses hasta que pueda optar a los beneficios penitenciarios

Lo que es seguro es que Isabel Pantoja permanecerá 215 días en prisión con régimen cerrado, es decir, los 24 meses privada totalmente de libertad. Serán siete meses hasta que cumpla un tercio de la condena de dos años.

A partir de este momento podrá solicitar permisos penitenciarios, o un régimen que le permita pasar el día fuera y regresar a dormir. En cuanto cumpliera las tres cuartas partes de la condena se darían las condiciones para la suspensión condicional completa y recuperaría la libertad.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
4 de 11
¿Qué cárcel elegirá para cumplir la pena?

La gran incógnita del ingreso de Pantoja en prisión es en qué centro penitenciario elegirá cumplir la pena de 24 meses de cárcel a la que fue condenada.

Hasta el momento se hablaba de dos prisiones: Alhaurín de la Torre, en Málaga; o la cárcel de Estremera, en Madrid (ambas en la foto). Hasta el momento todo apuntaba a que todo apunta a que  optaría por el centro madrileño para evitar coincidir en su encierro con su exnovio, Julián Muñoz, y la exmujer de este Mayte Zaldívar, ambos condenados en el mismo caso.

En las últimas horas se ha sumado otra instalación penitenciaria, la cárcel de mujeres de Alcalá de Guadaira, en Sevilla, debido a que se encontraría más cerca de su familia: Kiko y Chabelita, que residen habitualmente en la capital hispalense.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
5 de 11
No quiere que sus hijos vayan a visitarla a la cárcel

Desde que fuera imputada por blanqueo de capitales y posteriormente juzgada y condenada -en abril de 2013 a 24 meses de prisión y a una multa de 1.147.148,96 euros- Isabel Pantoja lleva tratando de evitar el momento que está a punto de vivir: su ingreso en prisión.

Ahora que parece inevitable, ha comunicado a sus abogados que no quiere que sus hijos la visiten en prisión durante los lagos meses que permanecerá encerrada,, probablemente para evitar 'circos mediáticos' con Kiko y Chabelita llegando los fines de semana al centro penitenciario para pasar unas horas con ella.

Por otra parte, los letrados de la artista insisten en que no se está siendo justo ni equitativo con Pantoja, ya que en su caso se cumplen los requisitos para no entrar en prisión al no haber sido condena a más de dos años de cárcel.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
6 de 11
Alejada de sus hijos y nietos

Entre las cosas que más preocupan a Isabel Pantoja ante su larga ausencia estaría el futuro cercano de sus hijos, Kiko y Chabelita, habituales de los líos, sin que nadie los 'controle'.

Kiko, en plena batalla con la madre de su hijo, Jessica Bueno, que quiere irse con Francisquito a vivir al Reino Unido, parece tener unos meses complicados por delante.

En lo profesional, sin embargo, las cosas le van de maravilla en su faceta como Dj. pese a la polémicas de los últimos meses después de que se afirmase que no llena las salas en las que trabaja y se le acusase de comportarse como un 'divo'. Eso sí, recientemente ha firmado un contrato que le dará trabajo 'fijo' como disc-jockey para los próximos meses.

Muy duro será también para Isabel el estar alejada de su nieto Francisco, por quien siente una verdadera devoción. Va a perderser parte de una etapa en la vida del niño en la que está más gracioso. Lo mismo le sucede con su segundo nieto, Alberto, hijo de Chabelita.

En la imagen vemos a Kiko e Isabel, la cantante lleva en su móvil una foto de su nieto mayor.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
7 de 11
Chabelita no se marcha a Londres

Chabelita, que acaba de cumplir 19 años y que también vive con continuos problemas con el padre de su hijo Alberto, Alberto Isla, aunque permanece alejada de su madre desde hace meses, también notará la ausencia de su madre. Que la cantante esté en prisión hará que la joven tenga todavía más libertad de la que dispone. También, que esté menos protegida.

Chabelita, estrella de la tele, protagonista de saraos, de las redes sociales, de amores y desamores, a lo que parece que ha renunciado es a marcharse un año a Inglaterra para perfeccionar su inglés pues quiere dedicarse a ser profesora de esta lengua en el futuro.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
8 de 11
Todo en manos de su hermano Agustín

Isabel Pantoja va a dejar todo durante su ausencia en manos de su persona de máxima confianza, su hermano Agustín. Además de estar al tanto de sus bienes, negocios e hijos, él será el encargado de cuidar a otro de los grandes tesoros de la cantante: su madre, doña Ana, que hasta hace poco sabía que su hija tenía problemas legales pero no tan graves como para terminar en prisión.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
9 de 11
Cantora, refugio familiar

En sus últimos día de luibertad, Isabel Pantoja vive recluida en Cantora, una espectacular finca de 500 hectáreas en el término municipal de Medina Sidonia, aquella que le dejó en herencia su marido, el fallecido torero Francisco Rivera 'Paquirri', de la que ella posee el 52 por ciento y Kiko Rivera el 48.

Estos últimos días, la tonadillera ha estado en la villa, rodeada de sus hijos y de sus personas de absoluta confianza atando los flecos de su futuro inmediato.

 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
10 de 11
Cosas por solucionar con un patrimonio de 10 millones de euros

Entre los asuntos pendientes de solucionar por Isabel se encuentras el pago de la multa de 1.147.148 euros a la que fue condenada. De momento ha entregado 100.000 por lo que le queda una enorme cantidad por satisfacer, y su estancia en la cárcel hará que no tenga ingresos por sus conciertos. Eso sí, sus sociedades Pantonar y Panriver, que se encuentran sin deudas, continúan con su actividad.

Además, la cantante dispone de un patrimonio estimado de unos 10 millones de euros, que conforman sus propiedades como Cantora, el espectacular chalet 'Mi Gitana' de la finca La Pera en Marbella; así como la casa de más de mil metros cuadrados de La Moraleja, en Madrid.

Precisamente su residencia madrileña, valorada en más de 2 millones de euros, es la que quiere vender para saldar su deuda con la justicia.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
11 de 11
Un final imprevisto

Nada más conocerse la fiscalía Anticorrupción rechazaba su solicitud para no entrar en prisión al no haber sido condenada a más de dos años y que la Sala Segunda de la Audiencia de Málaga dictase a un auto en el que ordenaba su ingreso en la cárcel -el pasado 3 de noviembre-, Isabel se mostraba muy afectada ante las personas de confianza.

En los últimos días, la cantante ha tenido tiempo para asumir la nueva situación que se le avecina, aunque se ha mantenido alejada de los focos sin pronunciar palabra directamente, sólo a través de sus abogados.

Su vida comenzó a torcerse en 2003 al iniciar un noviazgo con Julián Muñoz, exaldalde de Marbella, lleno de polémica, cámaras de televisión y críticas hacia el alto nivel de vida que ambos mantenían. Un mal amor y posiblemente la codicia han terminado por llevarla a una situación que jamás habría pensado unos pocos años antes, en 1984, cuando con la muerte de Paquirri, un mito del toreo, se convirtió en la viuda de España.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo