Jesulín reaparece tras el accidente doméstico de María José Campanario

Jesulín de Ubrique se ha dejado ver de nuevo y lo ha hecho en Zaragoza, en el Festival Taurino de la Vendimia. El torero se ha refugiado en su gran pasión frente a los rumores de crisis matrimonial.

image

Jesulín de Ubrique se ha dejado ver de nuevo y lo ha hecho en Zaragoza, en el Festival Taurino de la Vendimia. El torero se ha refugiado en su gran pasión frente a los rumores de crisis matrimonial.

1 de 5
Jesulín de Ubrique reaparece en Zaragoza

Jesulín de Ubrique se ha vuelto a vestir de corto para participar en el Festival Taurino de la Vendimia, que se ha celebrado en la localidad zaragozana de Cariñena.

Es su primera aparición tras estar en boca de todos por los rumores de crisis matrimonial y tras el accidente doméstico de María José Campanario, acudió sin la compañía de su mujer.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
2 de 5
El torero lució su alianza de casado

No quiso pronunciarse ante los medios de comunicación que le esperaban en la puerta del hotel, y es que prefiere seguir guardando silencio. De hecho, los miembros de su cuadrilla le arroparon para ayudarle a esquivar las preguntas de la prensa.

El torero, eso sí, lució en su mano derecha su alianza de casado, con la intención de zanjar los rumores de crisis matrimonial que le rodean.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
3 de 5
Con gesto serio

El diestro se alojó en el Hotel del Vino, donde llegó y fue de allí de donde salió por la tarde, con toda su cuadrilla, directo hacia la plaza, donde le esperaba la afición.

Llegó a la plaza de la localidad aragonesa vestido con traje gris.

 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
4 de 5
Sin la compañía de su mujer y sus hijos

No le acompañó Mª José Campanario, quien se ha quedado en Cádiz al cuidado de sus dos pequeños, Julia y Jesús Alejandro, que ya han empezado el curso escolar.

Así, sólo contó con el cariño de la afición, que siempre se vuelca con el torero, el cual tuvo una faena muy regular con el primero de sus astados, pero buena con el segundo, algo que le valió las dos orejas y el salir por la puerta grande.

 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
5 de 5
Olvidó sus problemas durante la corrida

Una vez en la plaza y ante el toro, Jesús se centró en su faena y es que esto le ha ayudado a olvidar el susto que tuvo su mujer días atrás, cuando tuvo que ser ingresada en el hospital tras sufrir un golpe.

 

 

 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo