Mel B continúa la guerra judicial contra su exmarido

La que fuera cantante de las Spice Girls se divorció de su marido hace aproximadamente un año y medio, perdió el juicio contra él pero le ha vuelto a demandar.

Mel B en los tribunales: la cantante sigue en guerra legal contra Stephen Belafonte
Agencias

Mel B no ha tenido ni un respiro desde que, hace aproximadamente un año y medio, le pidió el divorcio a Stephen Belafonte. Tras diez años casados, la cantante demandó al productor por malos tratos, le acusó de haberla golpeado y amenazado con publicar vídeos suyos de contenido sexual. Perdió el juicio, y ha quedado dilapidada por las deudas fruto del matrimonio con Belafonte. Pero ahora se enfrenta de nuevo a él en los tribunales. Esta vez su objetivo es que no pueda ver a Ángel (10), la hija que Mel B tuvo en común con Eddie Murphy. El motivo es que Mel B le acusa de haberle puesto vídeos del DAESH, el autodenominado Estado Islámico, a las pequeñas. En estos vídeos, había contenido de alta violencia gráfica, como decapitaciones. Y, según aseguran la cantante y Ángel, Stephen puso los vídeos en más de una ocasión y la pequeña está recibiendo tratamiento psicológico por el trauma que le han causado dichos vídeos.

Publicidad - Sigue leyendo debajo

Por otra parte, Mel B se encuentra en una situación económica complicada. Según 'The Blast', Melanie tiene ahora el sueldo embargado por su incapacidad de saldar sus deudas con el fisco estadounidense. La cantante debe entre 290.000 y 550.000 euros, correspondientes solo al ejercicio de 2017. Y su trabajo como jurado en 'Got Talent' peligra, pues su contrato acaba este otoño. Además, tiene que hacer frente a los pagos que el juez determinó que debía de hacer a su exmarido: 3,4 millones de euros repartidos en tres años como pensión y otros 4 millones para pagar la mitad de la casa que compartía el matrimonio.

Todo ello, sin contar que durante el proceso de divorcio, la cantante le ofreció a Belafonte seis millones de euros y una isla privada en Virginia para comprar su silencio sobre los vídeos de contenido sexual que protagonizaba Mel B.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Agencias

La cantante, que acudió a los tribunales enfundada en un vestido rosa ajustado, tiene tres hijas: Madison, que es la más pequeña y fruto del matrimonio con Belafonte; Phoneix (19), a la que tuvo en su relación con Jimmy Gulzan y Ángel (10), la mediana que nació de la relación de la cantante con Eddie Murphy,

Publicidad - Sigue leyendo debajo