Antonia Dell'Ate habla de la visita de su hijo a su hermano tras sufrir un desmayo en la gala Starlite

La que fuera musa de Armani ha hablado del reencuentro entre su hijo, Clemente Lequio, con su hermano Álex en Nueva York, donde el joven sigue con su tratamiento contra el cáncer.

Antonia Dell'Ate desmayo starlite
KMJ/KMA

Antonia Dell'Ate ha confirmado la visita de su hijo Clemente a su hermano pequeño Álex Lequio, que se encuentra en Nueva York desde hace cuatro meses donde está siendo tratado del cáncer que padece. Allí está acompañado por sus padres, Ana Obregón y Alessandro Lequio, que no se han separado de él desde que visitó por primera vez el Memorial Sloan Kettering Cancer Center. El joven empresario recibió una visita sorpresa este fin de semana de su hermano, el hijo en común de Alessandro Lequio y Antonia Dell’Atte. ¿Su intención? Pasar unos días con él después de retomar su relación tras años muy alejados.

Publicidad - Sigue leyendo debajo

Antonia ha explicado que su hijo ha viajado desde Miami, donde reside, a la ciudad de los rascacielos para acompañar a su hermano en estos momentos tan complicados. Aunque prefiere no hablar mucho, ha asegurado que Álex está bien, según informa Semana. "Mi hijo me ha dicho mamá, todo va bien", ha confesado.

View this post on Instagram

Diva in town.

A post shared by Clemente Lequio (@clem2leq) on

La musa de Armani ha dado estas declaraciones después de sufrir un susto durante la gala Starlite de Marbella. Antonia se desmayó entre la multitud después de posar en el photocall. "Ha sido una cosa muy rara. Yo estaba perfectamente, llegué a la mesa y de repente vi todo en blanco. Acto seguido solo recuerdo verme con la pierna arriba", ha contado a Look.

La modelo fue atendida por los servicios médicos del evento, a los que agradece su trato y profesionalidad. En cuanto a los motivos del desmayo, Antonia apunta a que podría haber sido por la presión de los vasos sanguíneos y por el calor. Aunque fiel a su sentido del humor, también echa la culpa a la edad.

KMJ/KMA

De lo único que se acuerda es de despertar y sentir cómo su hermana le daba golpes en la cara para ver si reaccionaba. El susto ya ha pasado, y ahora descansa tranquila en Italia, donde ya ha visitado a su médico.

Publicidad - Sigue leyendo debajo