Cómo cuidar tu piel cuando hace mucho frío

Con las bajas temperaturas, la piel se reseca y puede producirse irritación y tirantez. Por ello es importante cuidarla y protegerla para que esté resplandeciente.

cuidados de la piel en invierno
Getty Images

El viento, el frío y los cambios bruscos de temperatura entre el calor del hogar y el exterior hacen que nuestra piel se resienta durante los meses de otoño e invierno. Para evitarlo, necesitas unos cuidados especiales, sobre todo si realizas deportes al aire libre. La experta en estética, Marga Cardona, de Mahe Belleza, nos da las claves para que la piel siempre esté luminosa y en perfecto estado.

Publicidad - Sigue leyendo debajo

Una buena higiene facial es fundamental

La piel limpia es más receptiva y está mejor preparada para que los tratamientos diarios de hidratación sean más efectivos. Es recomendable realizarse una limpieza en cabina cada dos meses. Si la piel es grasa, una vez al mes evitará los temidos granitos.

Nunca sin protección

No renuncies a los filtros solares porque los radicales libres siguen actuando también en invierno. Si antes aplicas un sérum equilibrante de PH, lograrás que a la epidermis no le falte ningún componente.

Cuidados nocturnos

Para la noche, los sueros personalizados, dependiendo de cada tipo de cutis, ayudarán para que a la mañana siguiente, la piel esté más luminosa y tersa. Si la piel ha quedado reseca por falta de cuidado, recupérala con mascarillas de ácido hialurónico y vitaminas revitalizantes.

Rostro protegido

El frío contrae los capilares y reduce la oxigenación celular, por lo que la epidermis se vuelve más seca y se enrojece. Los cosméticos pensados para el frío refuerzan la barrera natural de la piel y aportan un extra de lípidos que la protegen y evitan su deshidratación. Las cremas se vuelven más nutritivas gracias a la vitamina E, la creatina, el Aloe Vera y otros eficaces activos. Cada mañana, antes de salir de casa, no olvides tu ritual protector con serum y una crema hidratante con factor de protección.

Cedidas
Publicidad - Sigue leyendo debajo

1. Fotoprotector facial de textura ligera y rápida absorción, con SPF 50+, de BABÉ 15,50 €.
2. Tratamiento labial reparador con concentrado de ácido hialurónico, 100% natural y rico en aceites vegetales. Cura y protege la piel de los labios, de Twelve Beauty, 36 €. 3. Aceite limpiador y antipolución para la piel más sensible, de Medik8, 29,90 €. 4. Suero calmante para pieles sensibles. Calma, suaviza y protege de las inclemencias climáticas, de Apoem, 45 €. 5. Mascarilla intensiva. Nutre, revitaliza y aumenta la luminosidad de la piel,
de Sepai, 75 €.

No te olvides de tu cuerpo

Protege tu piel de las inclemencias invernales con ropa: gorritos, mitones, jerséis oversize... Pero antes de vestirte, aplica cremas específicas para mantener tu cuerpo hidratado. Elige productos de alta tolerancia que proporcionen una hidratación duradera e intensa. El aceite de almendra o la vitamina E aportan estos nutrientes tan necesarios. La nutricosmética ayuda a tener unas buenas defensas. No prescindas de ella.

Cedidas

1.Cápsulas Eficaps defenses, potencia las defensas, de Ysana, desde 26,90€. 2. Hidratante corporal, de Cetaphil,16,95 €. 3. Mascarilla para el cabello con proteínas de seda, de Ziaja, 3,99 €. 4. Desodorante de Avena, de Babaria,1,95 €. 5. Oleogel de ducha, de Eucerin, 13,30 €. 6. Reparador de manos en stick Neusc P-Rosa, de Laboratorios Neusc, 6,42 €.

Cedidas

El cuidado de día de Nivea Q10 Power, es un eficaz antiedad al incorporar alta concentración de creatina (4,50 €) y una crema de día con SPF 30 (10,99 €), ideal para potenciar la firmeza y atenuar arrugas.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Belleza