El secreto de Rosina

Liberto se preocupa por su mujer después de que la señora relacione a Maximiliano, su primer marido, con María, la nueva criada, que fue su amante y a quien reconoce en el ágape  que da Higinio. La1. Del 3 al 7 de septiembre. 17.20h

 

Publicidad - Sigue leyendo debajo

Liberto, muy agobiado por el comportamiento de Rosina y sin saber realmente qué le pasa, pide a Susana que lo ayude a descubrirlo.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo

Tras hablar con la sastra, su amiga se sincera: “Es un asunto del pasado y tiene que ver con María y con mi primer marido, Maximiliano. Eran amantes”.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo

El joven también se queda atónito cuando acude al hospital preguntando por Higinio y nadie sabe quién es. Más tarde, el falso doctor intenta justificar delante de Liberto esta extraña situación, pero sus argumentos no lo convencen. “Creo que Íñigo va a tener razón. Este hombre es un auténtico farsante”, reflexiona.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo

Tras su llegada al barrio, Joaquín, el padrino de Lucía, indaga sobre el uso que la muchacha está dándole a la asignación.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo

Después de conversar varias veces con él, Felipe consigue arrancarle la verdad y que confiese: “Llevo muchos años al servicio de los marqueses de Válmez. Me hice cargo de ella porque mis señores me lo impusieron si quería seguir trabajando en su casa”.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo

Para su desgracia, Espineira tenía un pacto con Joaquín para repartirse la herencia de los marqueses, pero el prior rompe su alianza con el abogado, que se acaba marchando de Acacias tras confesar toda la verdad a Lucía.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo

La joven termina enterándose de todo y, totalmente confundida, toma una decisión. Angustiada y decepcionada, la aristócrata revela a Samuel, de quien se siente cada vez más cerca, que es hija de los nobles para consolarse, pero el joven Alday le aconseja que, por su bien, no se lo diga a nadie.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo

“Eso podría ir en tu contra y alguien lo usaría. Actúa de manera prudente, sobre todo con Telmo”, le recomienda, pero no la chica no le hace caso y acaba confesando su preciado secreto al cura.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo

Con intención de ayudar a Servando, Fabiana, Lolita y Agustina quitan los carteles del tónico de las paredes de las calles para que no los vea.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo

A pesar de los esfuerzos de las criadas, el hombre los descubre. Lo peor es la humillación que sufre por parte de
Cesáreo. En venganza, las chicas del servicio piden que lo trasladen a otro barrio.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo

El sereno, muy enfadado, deja a Servando toda la noche en la calle helándose de frío y enferma de neumonía.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo

Por su lado, Samuel recibe a la marquesa de Urrutia para venderle su nueva colección de joyas y recuperar su posición, pero la noble desprecia rápidamente el material.  Alday encaja mal las críticas y la echa de casa a gritos.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo

Desesperado, recibe un nuevo aviso del banco y acude a Lucía para contarle su quiebra más absoluta. En realidad, el joven solo interpreta un papel para salir del mal momento que vive.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo

Sin embargo, la joven se apiada de él y le da el dinero de su asignación.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo

Susana decide hacer algo para que María salga de sus vidas para siempre y, con la ayuda de Cesáreo, la acusa de un robo en la sastrería. Ante la evidencia, Rosina exige a Higinio que la despida. “Es una ladrona y debe de irse enseguida”, afirma.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo

El doctor tampoco se encuentra en muy buena posición, ya
que está metido en un lío. Ha contraído deudas de juego con unos tipos peligrosos que lo matarán si no les paga.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo

Cercado por las circunstancias, Liberto e Íñigo lo desenmascaran delante de todos los vecinos de Acacias.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo

Trini empieza a perder la paciencia con Ramón ya que cada
vez está más obsesionado con su embarazo. “Tienes que tranquilizarte porque me contagias tus nervios. No va a pasarme nada”, le asegura.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo

Los criados reúnen un dinero y le hacen un regalo para el niño. Sin embargo, de improviso, ella y Lolita caen enfermas con gastroenteritis y Antoñito se centra en cuidar a su novia.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Acacias 38