Ni olvida ni perdona en ‘Acacias 38’

Úrsula sigue obsesionada con Mateo y Telmo por no haberla llevado con ellos lejos de Acacias.

image
Pedro Valdezate

QUÉ HA PASADO

• Susana está dispuesta a luchar por su nuevo amor.

• Genoveva insiste a Santiago en que se vaya del barrio.

• Los Domínguez sospechan que Alfonso les oculta algo.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
image

Siguiendo los consejos de Casilda y Fabiana, Marcia decide olvidarse de Felipe y entregarse a su esposo Santiago.

Acacias 38
Pedro Valdezate

Tras pasar la noche juntos, la criada se percata de que no tiene una cicatriz que ella recordaba en su cuerpo.

Acacias 38
Pedro Valdezate

Dudando de su identidad, empieza a acorralarlo a preguntas, pero el capataz consigue zafarse del intenso interrogatorio: “Dejemos de mirar al pasado y pensemos en el futuro que nos espera, eso es lo importante. Si me notas cambiado es por mi paso por la prisión, me trastornó”.

Acacias 38
Pedro Valdezate

Mientras, Genoveva, que ha pasado una agradable velada al lado de su amado Felipe, tiene una nueva disputa con Úrsula. Esta se pone como una furia al ver una foto que su señora le muestra de Mateo y Telmo.

image
Pedro Valdezate

No ha olvidado que ellos se marcharon del barrio dejándola sola y les considera unos traidores por eso. “Jamás les perdonaré lo que me hicieron. Me desviví por su felicidad y así me lo pagaron”, se dice a sí misma.

Acacias 38
Pedro Valdezate

Por otra parte, Bellita intenta evitar por todos los medios que la película de Alfonso con su hija como protagonista se estrene en todo el mundo. Emilio y Jose le propone robar el material que ha grabado el productor y así sabotear su trabajo.

Acacias 38
Pedro Valdezate

Aunque el hombre llega a tiempo de impedir que se lleven las cintas, la aparición de la policía, con el abogado de los Domínguez, salva a los dos ladrones y termina con Carchano detenido. Ahora la artista y Cinta pueden respirar tranquilas.

Acacias 38
Pedro Valdezate

Cerca de allí, Susana está feliz con su noviazgo con Armando, incluso salen a bailar juntos sin que les importe ser la comidilla de Acacias. Sin embargo, la sastra comienza a sentir a su pareja algo distante y no sabe el motivo de su cambio.

Acacias 38
Pedro Valdezate

El diplomático no tiene más remedio que contarle la verdad: “El rey Alfonso XIII me ha exigido que me haga cargo de una misión internacional importante”. Tras darle la noticia, desaparece.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Acacias 38