Llorenç González graba ‘Amar es para siempre’: “Disfruto de las cosas pequeñas”

Se crió en una familia de profesores, pero su pasión por actuar le viene desde joven, al igual que su amor por la música y la montaña, donde logra desconectar.

Llorenç González

Hasta los 17 años Llorenç González no se decidió a lanzarse a estudiar teatro, sin embargo, desde pequeño ya hacía pequeñas representaciones de obras en su casa. Su amor por la interpretación le ha llevado a subirse a las tablas con musicales de la talla de Billy Elliot y se ha ganado un puesto en la pequeña pantalla gracias a su paso por series como Gran Hotel. Ahora conquista a los seguidores de Amar es para siempre metiéndose en la piel del enigmático Jacobo.

Tienes a los espectadores despistados con tu personaje…

Es lo que más me gusta de él. Su punto fuerte es que nunca muestra del todo quién es de verdad. Adoro la forma en que maneja eso, cómo intenta hacerse el fuerte frente a los grandes secretos que oculta.

¿Estás feliz con Jacobo y el ambiente en el plató?

Muchísimo. Además, todos somos como una familia, algo que ayuda mucho al ir a rodar y eso se ve en la pantalla.

¿Qué tal tu primera serie diaria?

Es un ritmo al que no estaba acostumbrado, pero estoy llevándolo bien. El otro día pensaba que en este tiempo grabando Amar…, ya he hecho más secuencias que en todo Velvet .

Eres el segundo González que pasa por Amar es para siempre.

Así es, mi hermano Robert dio vida a Álvaro en la temporada anterior. Yo empecé con mi papel cuando él todavía no se había ido, pero ni por esas coincidimos en una escena. Me gustaría trabajar con él.

Llorenç González y su hermano

¿Venís de familia de artistas?

¡Para nada! (risas). Mi madre y mi padre son profesores retirados. Eso sí, nos llevaban mucho al cine. No tuvimos televisión hasta que cumplimos unos dieciséis años porque siempre íbamos a espectáculos fuera de casa.

¿Sentiste desde niño la llamada de la actuación?

Me gustaba mucho la idea de pisar un escenario y los aplausos. Luego fui participando en algunas obras de teatro y cuando terminé bachillerato decidí estudiar esta carrera. El ser actor lo decido cada día.

Cantar tampoco se te da mal.

He estado en algún que otro musical y ha sido maravilloso. Esas funciones me hicieron ponerme las pilas con el canto. Algo que tenía abandonado.

¿Te defines como un actor de teatro más que de televisión?

El escenario es una parte fundamental de mi vida. El cine también me gusta, debute en él con El sexo de los ángeles. Y en la televisión me siento cómodo, pero es cierto que las tablas tienen algo especial: el directo. Cuando no estoy trabajando en el teatro, voy como público en mi tiempo libre.

Llorenç González
ANTENA 3

¿Y qué más te gusta hacer en los momentos de ocio que tienes?

Adoro la música y la montaña. Salgo mucho a pasear para equilibrar mis emociones. Disfruto de las pequeñas cosas como una puesta de sol. Y también me encanta hacer viajes.

De uno de ellos creaste un monólogo, ¿seguirás con el proyecto?

Sí, se llama Tocando al frente, en él hablo de mi travesía por Argentina. Allí lo llevé tras su estreno en Madrid y funcionó tan bien que volvemos este mes.

Llorenç González
Publicidad - Sigue leyendo debajo