La boda de Leonor y Miguel

Superadas sus diferencias políticas, la pareja se casa en un enlace íntimo y muy emotivo. Antena 3. Del lunes 22 al viernes 26 de febrero. 16.30 h.

 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
La angustia de Manolita

La detención de Leonor pone en peligro la boda, prevista para la mañana siguiente. Angustiada, Manolita recurre a Adela, para que hable con Martos, el vecino del barrio con más poder político.

Martos demuestra su poder

El doctor, más para agradar a Adela que a Manolita, hace un par de llamadas para saber el motivo de la detención de la chica. Luego tranquiliza a su madre.

El amor está en el aire

Los que ya no esconden su relación son Ángel y María. Viven con ilusión su romance, aunque el joven recibe una mala noticia: El Rondeño ha movido sus hilos para evitar que se celebre una novillada en la que iba a estar él.

La confusión

En La Estrella se presenta un nuevo huésped llamado Mariano Lasalle, a quien Benigna confunde con el inspector que tiene que otorgarle al establecimiento la categoría de hostal. Una vez más, Maruxa se fija en el recién llegado.

Benigna se enfada con Maruxa

Castro se entera de que Maruxa se acostó con el hombre que iba a valorar la pensión: “Jamás te lo podré perdonar. Has hundido mi negocio”.

Primeros invitados

A pocas horas de la ceremonia, Leonor es puesta en libertad y los invitados, entre ellos María acompañada de Ángel, acuden al evento, que se celebra en una finca a las afueras de Madrid.

Un padrino orgulloso

Por fin llega la novia del brazo del orgulloso padrino, Marcelino, que dará mucho que hablar en la boda. La ceremonia se llevará a cabo, no sin imprevistos.

Nervios en el altar

En el altar esperan el novio, Miguel Ayala, y la madrina, que va guapísima de negro y con un tocado de plumas que recuerda a la actriz Claudia Cardinale.

Un momento muy esperado

Una vez juntos, los novios se dan un casto beso antes de que comience la ceremonia. Los padres de ella los miran felices. Nadie confiaba en que llegase este momento.

Marido y mujer

Una vez pronunciado el “sí, quiero”, Leonor y su marido, Miguel, posan antes de salir del templo. Están radiantes y, lo más importante, muy felices.

Posado oficial

Leonor lleva un traje de dos piezas, con una original capucha, un moño adornado con flores y un ramo de flores con un tono rosado. Él, un traje de terciopelo, camisa cuello bebé y una pajarita ancha.

Más enamorados que nunca

Antes de salir, el matrimonio se mira enamorado. Si nada se tuerce, en unos días estarán de luna de miel en Barcelona.

Pareja a la fuerza

Son pocos los vecinos que acuden a la boda de Leonor y Miguel. Entre ellos, Víctor Reyes y Loli. Ella no puede estar más feliz de ir del brazo del recién llegado al barrio, por el que siente una gran atracción.

¡Vivan los novios!

La pareja sale de la iglesia al grito de “¡Vivan los novios!”. Los niños, hermanos de ella, son los invitados que mejor se lo pasan.

¡Qué se besen!

A petición popular, Leonor y Miguel se besan delante de todos. Manolita y Marcelino están felices de ver a su hija mayor ya casada. ¡Quién se lo iba a decir hace algunos años!

María ha olvidado a Miguel

Luego, los recién casados saludan uno a uno a los invitados. Miguel se alegra de ver tan bien a Ángel y María, que en el pasado estuvo enamorada de él.

Foto de familia y amigos

La foto de todos se realiza delante de la fachada de la iglesia. Entre los invitados se echa de menos a algunos por parte del novio, pero lo suple con el cariño de su nueva famlia.

 

Uan imagen en el recuerdo

Otra instantánea para recordar la boda de la familia más popular del barrio, la de El Asturiano. Solo algunos privilegiados, como Carmen, Benigna o Ángel han sido testigos del enlace.

¡Qué empiece la fiesta!

Luego, la fiesta se celebra en la plaza de los Frutos. Las chicas invitadas animaron el baile, esperando su turno para salir a la pista.

La plaza se convierte en una pista de baile

No podía faltar el tradicional vals de los novios con los padrinos. Leonor con su padre, Marcelino, y al lado, Manolita con Miguel. Ya son una familia, que pronto tendrá un miembro más.

Un gasto excesivo para los Gómez

Acabada la ceremonia, a los Gómez no les salen las cuentas: “El gasto del enlace ha sido muy superior al que pensábamos”.

La idea de Pelayo

Para afrontarlo, a Pelayo se le ocurre organizar un campeonato de futbolín, idea que no convence a Marcelino.

Testigo en la sombra

Ajeno a esta celebración, Contreras enfrenta a Rosa en el Café Reyes: “Mi matrimonio se ha roto por tu culpa”. El doctor Martos es testigo de la conversación…

Martos se acerca a Adela

Como era de esperar, Eugenio aprovecha la información que tiene para acercarse a Adela e intentar recuperar su amor. La peluquera, hundida, se deja querer.

Unas explicaciones no pedidas

Tomás intenta hacer ver a Sofía que está equivocada. Rosa no forma parte de su vida desde hace mucho tiempo. Su hija está demasiado confusa, y aún débil de su operación, como para creerlo.

Sofía anima a su madre

Sofía intenta animar a su madre, que pasa por un delicado momento. En pocos meses, ha perdido la ilusión de creer que había encontrado el amor: primero con Eugenio y luego con Tomás.

Velarde obliga a Víctor a quedarse

Una vez cumplida la misión, Víctor confía en poder abandonar Madrid. “Te necesitamos aquí. Este era el primer paso para hacernos con el control del Café. Haz que vuelva a tus manos”, amenaza de nuevo Velarde.

Reyes vuelve a su negocio

Por obligación, Víctor Reyes debe coger las riendas de su antiguo y querido negocio: el Café Reyes. ¿Podrá apartar a Miguel?

La verdad sale a la luz

Aunque le deja claro que no quiere saber nada de mujeres, al menos Víctor explica a Loli el por qué: “Perdí a mi esposa”

 

Gervasio quiere contar con Eladio

Eladio pide ayuda a Toni para que intente adivinar qué le ocurre a Pepa. ¿Se enterará de la infidelidad? No es el único frente que tiene abierteo el guitarrista, pues Gervasio le exige que siga colaborando con él en un nuevo robo.

 

Un generoso vecino

Lasalle, el nuevo vecino, se intenta integrar en el barrio y acude al Café a ver a Carmen, de la que se ha quedado prendado. Torpe y con poca experiencia en el arte de seducir, al menos logra que la joven Montilla sea readmitida en la Facultad de Derecho.

Lee el resumen completo en la revista Telenovela, cada lunes en tu quiosco.

Publicidad - Sigue leyendo debajo