La falsa verdad en ‘Amor en blanco y negro’

Ferhat ve el mundo derrumbarse a sus pies al saber que Namik es su padre y no el barbero Necdet. Divinity. Del 19 al 23 de agosto. 21.45h

image
Ay Yapim

Tekin Karaoglu, un viejo amigo de Namik, le cuenta a Ferhat que su tío le ha llamado para pedirle dinero y huir del país. Él se ofrece a dárselo y le revela el motivo real: “Quiero atraparlo, no ayudarlo”. Preocupada por el encuentro, Asli ruega a Yeter que diga la verdad a su hijo. “Lo perderé, y también a Gülsüm porque me alejará de ella”, asegura su suegra.

Dolida, Yeter se refugia en su habitación. De pronto, la llama Namik. “Sobreviví al accidente de milagro, tuve suerte, pero debo irme. Solo quería despedirme, lamento el daño que he hecho. Yo lo empecé todo, soy el culpable”, le dice. Ella le advierte de que Ferhat lo busca para matarlo y le aconseja que tenga cuidado.

Cuando Jülide llama a Cüneyt pues teme que encuentren el cadáver de Idil, él la tranquiliza y la anima a que se vean para tener un nuevo encuentro amoroso. Avisado por Tekin, Ferhat acude al puerto desde donde huirá Namik. Asli se entera y avisa al fiscal para evitar una tragedia. El fugitivo no acude y Aslan, al descubrir la traición de su esposa, se pone como una furia. “Ibas a matar de nuevo, siempre serás un asesino”, dice ella antes de irse.

Gülsüm se emociona con el cambio de su hermano

Tras las duras palabras de su mujer, Ferhat decide enterrar su pasado y organiza una comida familiar para comunicarlo y pedir perdón. Todos se alegran al ver a Asli, a la que creían ya muy lejos. “Por fin mi hermano ha reaccionado”, dice Gülsüm feliz. De pronto, el anfitrión recibe una llamada y se marcha sin avisar.

No lejos de allí, Namik lo espera y, tras una fuerte discusión, le confiesa que es su padre. Hundido, vuelve a casa y exige una explicación a Yeter. Luego visita la tumba del barbero Necdet, sobre la que recuerda su infancia a su lado.

Publicidad - Sigue leyendo debajo