La reconciliación, en ‘Kara Sevda’

Kemal, temeroso de los que pueda ocurrir tras su encuentro con Emir, decide quedar con sus hermanos y pedirles perdón. Divinity. Del 21 al 25 de enero. 16.00h

image
Ay Yapim

Kemal no soporta seguir distanciado de sus hermanos. Tras pensar en lo mucho que los quiere, decide citarlos en un restaurante de la ciudad para pedirles perdón. “Siento si no he sido el mejor con vosotros o he estado ausente. Sé que muchas veces mis planes de venganza me han cegado y eso os ha afectado. Mas no deseo que penséis que no me importáis. Yo os amo por encima de todo y quiero que estéis protegidos”, dice lloroso. Además, le regala a Zeynep su casa y traslada su dinero a sus cuentas. La muchacha y Tarik se emocionan y los tres terminan dándose un dulce abrazo. Lo que no sospechan es que Soydere ha quedado con Emir y que la reunión que han mantenido ha sido su forma de despedirse por si llegara a ocurrirle algo grave.

Horas después, ambos rivales se citan en la mina y comienzan a discutir cuando se produce un derrumbe. Kozcuoglu queda atrapado entre las rocas. “Ahora ya puedes ser feliz con mi esposa. Nunca pensé que te saldrías con la tuya, aunque me he dado cuenta de que tienes mucha suerte. Lárgate de aquí, no quiero que me veas morir, no pienso darte ese placer, que te quede claro”, dice a su mayor enemigo. Sin embargo, Kemal logra rescatarlo y los dos salen sanos y salvos de la cantera.

Vildan intenta convencer a su hija de que vuelva a casa

Nihan finalmente despierta, tras verse atrapada en su matrimonio y arrojarse por el balcón, aunque su estado de ánimo no es nada bueno. “Pensaba que mi vida podría cambiar, que mi destino sería diferente, pero veo que cualquier cosa que haga es inútil. Lo único que deseo es irme de este mundo”, asegura muy afectada en la habitación del hospital donde se recupera. Mientras, Vildan intenta que su hija entre en razón de una vez y se olvide de su amor de juventud: “Eres una mujer adulta y deberías pensar con claridad”.

image
Ay Yapim

Sintiéndose sola, la joven Nihan llama a su tía, a quien considera su único apoyo, y le pregunta por su amado, ya que siente que puede estar en peligro: “Tengo un mal presentimiento. No sé que esté pasando ahí fuera, pero estoy segura de que él no está bien”.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Amor eterno