Enamorado y tenaz, ‘Madre’

Dispuesto a conquistar a Gamze, Ramo deja claros sus sentimientos cuando se presenta en su casa con flores. Nova. Del 17 al 21 de junio. 22.00h

Madre
Productora

Zeynep reconoce a Demir que se llevó a Turna porque la maltrataban en casa y que lo hizo con su consentimiento: “En realidad ella me eligió como madre”. El inspector la escucha incrédulo. Nada más enterarse de la situación de su hija, Cahide decide defenderla. Sule huye de Nehmet y acude a comisaría en busca de Melek, que la recibe con frialdad. Luego, llama a Cengiz para que la ayude porque no tiene dónde quedarse, pero él vuelve a rechazarla pese a que no le va nada bien con su nueva amante.

Desesperada, la mujer regresa al lado del mafioso y le promete someterse a cambio de que se ocupe de ella y su hija. Él acepta y las encierra en un cuchitril, donde la niña sufre el mal humor de su madre.

Ramo no puede olvidar a Gamze y, aunque teme que lo rechace pues no lo ha llamado como le prometió, se presenta en su casa con unas flores. La chica se emociona y él se va feliz cuando le asegura que es el regalo más bello que ha recibido nunca. Mert los espía desde su coche…

Melek consigue ver a Zeynep en la cárcel

El agente Demir se cita con Ali para hacerle una advertencia: “Sé que me mintió en el caso de la maestra, pero voy a descubrir qué hay detrás y por qué tanta gente la ha encubierto y apoyado”. Aprovechando que su madre duerme, Melek telefonea a Gönül para decirle que quiere ver a Zeynep. Ante la insistencia de la niña, la señora le indica el autobús que debe coger y queda en recogerla en la estación pero no llega pues es ingresada por un desmayo.

Sin imaginar lo que ha ocurrido, Melek se las ingenia para llegar al centro penitenciario sola y en horario de visitas. Zeynep, que esperaba a Gönül, se sorprende al verla. Acto seguido, ambas se funden en un tierno abrazo. A los pocos minutos, los vigilantes descubren quién es la niña y se la llevan a comisaría donde la espera Demir. Tras hablar con ella, el comisario empieza a sospechar de Sule, a quien llama para comunicarle dónde está su hija.

Ajena a esto, Gamze acude al médico para conocer los resultados de la prueba de ADN que le provocó el aborto. “El bebé no tenía ninguna malformación y era suyo”, dice al doctor mirando a Mert, que ha acompañado a su novia. Esta, que lo culpa de lo ocurrido, rompe con él.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Madre