Sin ganas de vivir en ‘Medcezir’

Kenan no soporta que Sude espere un hijo de Asim y trata de suicidarse ingiriendo un bote de pastillas. Nova. Del 8 del 12 de julio. 20.30h

Medcezir
Ay Yapim

Sedef pierde los nervios al leer que las pruebas de ADN que realizó Sude confirman que Asim es el padre. “Siento que juega con nosotros y ese bebé es de Kenan. Voy a descubrirla delante de todo el mundo”, se sincera con Serez en una conversación telefónica. Casualmente, el propio Kenan se encuentra allí para una revisión y escucha todo. Además, recibe buenas noticias de los médicos: “Su lesión no es crónica. Con terapia, hay esperanzas de que vuelva a caminar”.

Selim y Deniz se reúnen para cerrar de una vez por todas su historia de amor. “Eres un buen hombre, pero no me amas y nunca formaré parte de tu vida”, afirma ella con resignación. De regreso a casa, el abogado descubre que Yaman ha cobrado en secreto el cheque de su beca y se siente decepcionado. “No puedes sacrificarte por todos los que amas. Debes pensar en tu futuro”, le dice.

Sekip revisa las cláusulas de su contrato matrimonial

Orkun ve cómo sus planes de separar a Mira y Yaman no surten efecto y se desquicia. “Están más unidos que nunca y tú tienes gran parte de la culpa. Quiero que él desaparezca, que lo mandes a otro país y no vuelva a acercarse a tu hija”, exige a Sude. Mientras, Asim enfurece al enterarse de las cláusulas que añadió su esposa a su acuerdo en caso de embarazo. “Será tan poderosa como Mert y Sedef ”, se lamenta. Selim le aconseja que mantenga la calma y planean repetir las pruebas de ADN.

De camino al gimnasio, Sude se cruza con Kenan y tienen un fuerte enfrentamiento. “Vas a tener un hijo mío, no lo niegues más. Nunca quise matarte, pero cuando supe que jugabas conmigo perdí la cabeza”, asegura él. Unas horas después, Yaman y Mira hallan el coche de la mujer abandonado y se temen lo peor.

La policía abre una investigación y Asim y Kenan son los principales sospechosos. “Jamás le haríamos daño”, se defienden. Esa misma noche, Mira recibe la llamada de un desconocido informándole de que ha encontrado a su madre en una carretera secundaria y está ingresada en el hospital. “Lo último que recuerdo es que hablaba con Asim. Entonces dos hombres entraron en mi vehículo… querían matarme a mí y a mi bebé”, miente Sude. En una sala contigua, Asim se realiza una prueba de ADN sin saber que la enfermera está sobornada por Orkun para que altere de nuevo los resultados.

Pasados unos días, Sude se recupera y decide conceder una entrevista a Deniz. Al verla, Kenan se hunde y trata de quitarse la vida ingiriendo un bote de pastillas. Por suerte, Hasan aparece a tiempo. “No voy a permitir que vuelvas a perder el control. Ahora debes recuperarte y empezar una nueva vida”, asegura Yaman a su hermano cuando lo visita.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Medcezir