El triunfo de Korhan, en ‘Sühan’

8El primogénito de los Korludag se hace con el control de la empresa de su padre y se queda con la presidencia. Divinity. Del 18 al 22 de marzo. 16.30h

Suhan
Ay Yapim

Parece ser que la venganza de Cesur contra los Korludag no tiene fin. Ahora que ha conseguido desmoronar a la familia, usa al primogénito del clan para dar otro golpe a Tahsin. Alemdaroglu se hace con el control total de la empresa de su mayor enemigo y le cede el poder a Korhan. Este en un primer momento se siente bastante culpable por participar en un plan que herirá a su padre en su orgullo, sin embargo, tras recordar los desplantes que ha sufrido por su culpa, acepta hacerse cargo de la multinacional. “Es hora de ocupar el puesto que me pertenece”, piensa en su nuevo despacho justo en el instante en que aparece su mujer. “¿Qué haces aquí sentado?”, pregunta ella. “Soy el actual presidente de la compañía, querida”, sentencia él.

Empieza una nueva guerra entre Cahide y Hülya

Por otro lado, Suhan disfruta de su embarazo. “Siempre voy a estar pendiente de ti, prometo que nunca te faltará de nada mientras yo esté en este mundo para cuidarte”, susurra cuando acaricia su barriga. Aunque la felicidad de la joven no es plena, sobre todo, tras el nuevo distanciamiento con Cesur, a quien consideran el asesino de Salih. El consuelo lo encontrará en su inseparable Sirin.

La muchacha habla con su mejor amiga y le pone al tanto de sus sospechas: “No creo que él lo asesinará, es más, alguien le tendió una trampa para que terminara en la cárcel o se fuera lejos. Quieren hacerle daño y a ti también. Debes seguir confiando en su inocencia tal y como has hecho ”, dice después de abrazarla.

Cahide sigue teniendo problemas con Hülya y no soporta su presencia en la que continúa considerando su casa. A pesar de haber perdido el apoyo de su suegro, su marido y su cuñada, la mujer se muestra altiva con ella y también con el servicio. La situación no hará más que empeorar cuando se dé cuenta de las intenciones que tiene su excómplice: quiere conquistar al patriarca de los Korludag usando al bebé que ha tenido hace un mes. “Vas a hacer que os coja cariño a ti y a ese crío para que no os eche de aquí. Es un magnífico plan, lo asumo, aunque no pienso ponértelo fácil. La fortuna de esta familia es y será siempre mía. No lo olvides”, la amenaza. Ella, lejos de amedrentarse, le planta cara: “Ya veremos quién gana. Te arrepentirás de haberme desafiado”.

Publicidad - Sigue leyendo debajo