Tenso reencuentro

Marcelo y Ramiro se sorprenden al verse después de tantos años y desconfían el uno del otro debido a las mentiras de Evaristo. Nova. Del 24 al 28 de octubre. 21.00 h.

Ana Leticia llega a su apartamento y se pone muy nerviosa al ver que ha desaparecido su fotografía de bodas con Marcelo. “Está muy cerca de mí y seguro que desea vengarse por haberlo traicionado”, piensa. Para colmo de males, Evaristo le revela que existe un testigo de la muerte de Jennifer: “Su marido fue el primero en llegar al lugar de los hechos y ver el cadáver”. “Quiero que lo mates”, le ordena la trilliza tras entregarle un cheque.

Lejos de allí, Soledad le cuenta a Remedios con lujo de detalles la historia con Ana Lucía y le pide que guarde su secreto: “Santiago está casado con Ana Leticia, una de las trillizas, y si mi niña se entera se le partiría el alma”.

En Costa Paraíso, Santiago se cruza con Evaristo y le reprocha, a punta de pistola, que lo haya hecho viajar hasta allí para reunirse con una mujer que no era la suya. Guerra trata de calmarlo y le suplica que no revele a Ana Lucía su verdadera identidad.
Ramiro se cuela en la casa de Valentín y se horroriza al ver que tiene numerosas imágenes de Ana Laura, Ernestina y Mariano. De regreso, comparte lo sucedido con Leonor, pero cuando ella visita al muchacho ya no encuentra nada sospechoso.

Aun así, el abogado está dispuesto a proteger a su amada. “No voy a cansarme de demostrarte mi amor. Esto es una prueba”, asegura a una emocionada Ana Laura al recibir la esclava de su hermana Ana Lucía.

Iñaki pide al cura que celebre una misa en memoria de Jennifer y Mariano sale a recibir a Ernestina y Ana Laura, que llegan acompañadas de Valentín. Pese a que ambos fingen no conocerse, todo cambia cuando se quedan a solas. “¿A qué juegas? No voy a permitir que me destruyas y será mejor que no te acerques a mi sobrina”, le advierte el empresario, que recuerda cuando el joven le culpó de la muerte de Gina.

Poco después, se produce otro inesperado reencuentro. A las puertas del apartamento de Nájera, Ramiro ve a Marcelo y emocionado corre a abrazarlo, pero este se muestra distante ya que Evaristo le aseguró que Fuentes es su mayor enemigo y planea asesinarlo. “Me pareces un gran hombre, dame la oportunidad de ayudarte a descubrir quién eres”, suplica el abogado a su amigo.

Decidido a separarla de su novio, Mariano se cita con Ana Laura y le comenta que le ha conseguido una beca en una escuela de Venecia. “No voy a ir. Creo que está decisión se debe a que Valentín te cayó mal por no tener dinero y ser discapacitado”, responde muy enfadada.

No contento con esto, el empresario habla con Ana Leticia y le dice que lo mejor es que vuelva a vivir en casa de Ernestina. Llena de rabia, la joven se deja halagar por Iñaki y disfrutan de una sensual velada. “Esto solo es una diversión. Tú eres demasiado mediocre para mí”, afirma con desprecio Álvarez del Castillo tras darle varios besos.

Entre tanto, Maribel reprocha a Orlando que se haya alojado en la pensión de Remedios solo para poder estar al lado de Ana Lucía. “En principio solo buscaba su amistad, pero ahora que sé que Santiago la dejó creo que puedo tener otra oportunidad con ella”, se sincera el chico.

Por su parte, Ana Lucía solo tiene cabeza para su presentación en Danzaire y durante un descanso en los ensayos comparte con Javier su tristeza por la falta de apoyo de su madre.

No imagina que cerca de allí, Remedios ha convencido a Soledad para que vaya a verla. “Te guardaré el secreto si te comprometes a apoyar a tu hija en su sueño de ser artista”, le propone.

Horas más tarde, inicia el espectáculo y la familia Álvarez del Castillo se encuentra entre los numerosos invitados que aplauden el talento de Ana Laura. Ramiro, Santiago e Iñaki se ponen de acuerdo para evitar que las trillizas se puedan encontrar y descubran toda la verdad.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Tres veces Ana