La entrevista más personal de Jon Plazaola: “Me gusta pensar que no soy tan inocente como Iñaki”

Exitosa pareja de María León en la ficción y representante de los tópicos vascos en la tele, el actor se muestra un viajero incansable, respetuoso con otras costumbres y formas de ver la vida.

 

Publicidad - Sigue leyendo debajo

Es positivo, buena gente, de los que va con la sonrisa por delante. Jon Plazaola era un actor desconocido para el gran público hasta que se convirtió en protagonista de Allí abajo hace un año. Y pronto rodará la tercera tanda.


De pequeño querías ser futbolista, cantante, escultor…
Antes de comenzar Bellas Artes ya era muy ‘comiquero’. Viene de mi abuelo materno, Juan, que contaba historias con sentido del humor y era artesano, hacía yugos de madera decorativos para bueyes. Yo comencé con monólogos, luego me metí en ETB como actor, presentador, director…

Tu madre decía que hacías el payaso por los bares. ¿Qué dice ahora?
¡Ya no lo dice (risas)! En serio, ella siempre me ha apoyado en todo. Aunque soy bueno con los idiomas y hubiese preferido otra cosa.


¿Y tu padre?
Ya no está. Ha fallecido hace cuatro meses, pero me animaba y ahora el mejor homenaje que puedo hacerle es trabajar con ilusión, persiguiendo mis sueños y siendo buena persona.

¿Te gustaría convertirte en el nuevo Dani Rovira o te da vértigo?
Le admiro. En mi top está junto a Leo Harlem y Quique Macías. Dani pegó un bombazo, pero yo soy más de ir poco a poco. Estoy contento con mi carrera.


¡Sirves para todo!
La polivalencia es una cualidad en los tiempos que corren. Me gusta ser una esponja, ver cómo trabajan los directores, los matices. Mi objetivo es crecer día a día. Y voy a hacer mi primera peli como actor, Villaviciosa de al lado, de Nacho G. Velilla.

¿Te pareces a Iñaki?
Los dos tenemos ganas de vivir, ilusión por otras culturas y no paramos hasta conseguir lo que queremos. Pero me gustaría pensar que no soy tan inocente.

¿Hay un límite para el humor?
Sí, el respeto.


País Vasco-Sevilla. ¿Hay más cosas que nos unen o que nos desunen?
Que nos unen. Los vascos somos más unionistas que independentistas y el sur nos tira. Cádiz, por ejemplo, se llena en verano; lo llamamos Euskádiz (risas).


¿Sevilla tiene un color especial?
Que la gente este en la calle es su color especial. Quiero a esta ciudad… Es mi segunda casa.

¿María León y tú sois amigos?
María es compañera, amiga y maestra. Le debo mucho. Es lista, intuitiva y aprendo de ella.

¿Carmina Barrios te ha enseñado alguna muletilla?
Es la reina de las muletillas, auténtica. La quieres desde que la ves porque ejerce de madre; con todos menos con María, su hija. Es bonito ver cómo se cambian los roles y ella la cuida. 

En Andalucía y País Vasco, las decisiones se toman siempre en torno a la mesa. ¿Qué hay en el sur más allá del pescaíto frito?
Sobre todo tienen un puchero muy bueno. Y no hablemos del salmorejo cordobés, el espectacular atún de Barbate…

Hiciste documentales. ¿Qué aprendiste?
Viajar abre la mente. A los 21 años, con Vascos por el mundo fui a India, China… No tenemos que ir los occidentales a enseñarles nada; se puede vivir de maneras distintas.

Eres de una tierra de leyendas…
Me interesa tanto que me ronda un guión. Mari, la señora de Amboto que controla las tormentas; los Basajaun, hombres enormes… ¡Son apasionantes!

¿Te gusta el café? 
Mucho. Tomo dos tazones enormes de café solo al día.


¿A quién invitarías?
A mi padre, que me dejó hace cuatro meses. Tengo que contarle todo lo bueno que me ha pasado este año.


¿Te acuerdas mucho de él?
Sí, echamos sus cenizas en una camelia del caserío y mi hermano me manda fotos cuando salen flores.


¿A quién no darías ni agua?
No me gustaría excluir a nadie. En 
la vida hago amigos, compañeros… pero no enemigos. No peleo ni gasto energía en conflictos. 


Si el café diera poderes…

Saber mil idiomas para comunicarme con la gente de todo el mundo.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Famosos TV