Comida en residencias y a domicilio para los mayores, en ‘¿Te lo vas a comer?’

Este miércoles 29 de mayo, a las 22.30, La Sexta emite una nueva entrega de ‘¿Te lo vas a comer?’, presentada por Alberto Chicote.

image

Alberto Chicote vuelve a poner a prueba la alimentación de nuestros mayores. En España viven alrededor de siete millones de habitantes de entre 70 y 100 años y una buena alimentación es fundamental para que las personas mayores mantengan una calidad de vida adecuada.

En esta ocasión, el programa abordará dos líneas; por un lado, la alimentación de los mayores en residencias y, por otro lado, el servicio de comida a domicilio que los ayuntamientos y comunidades ofrecen a las personas mayores que lo solicitan.

image

El programa arranca con una entrevista a dos cocineras que trabajan en una residencia pública de la Comunidad de Madrid, gestionada por una empresa privada. Estas dos cocineras aseguran que tanto la calidad como la cantidad de la comida que sirven a las personas que viven en la residencia es más que mejorable.

Esta residencia no será la única de la que se hable en el programa. Un grupo de familiares denuncia a cámara que el lugar donde viven sus mayores es “un campo de concentración”. Se trata de otra residencia pública de la Comunidad de Madrid gestionada por la misma empresa, Aralia.

image

Comida a domicilio

En cuanto a la comida a domicilio Chicote conocerá la historia de distintas personas mayores que tienen este servicio que ofrece el Ayuntamiento de Málaga. El servicio de comida a domicilio está gestionado a través de la Ley de Dependencia y es un servicio público que, en el caso de Málaga, el ayuntamiento tiene externalizado a empresas privadas. Allí Chicote conocerá a Miguel, que vive junto a su madre, Dora, de 80 años. Ella es usuaria del servicio de comida a domicilio, su marido murió hace unos años y él también era usuario de este servicio.

image

Chicote también conocerá a dos hermanas malagueñas que, hartas de la mala comida que le llegaba a su madre Pilar, de 94 años, decidieron prescindir del servicio. Rafi y Mari Carmen, con quien vive ahora Pilar, también accedieron a este servicio por la Ley de Dependencia y también expresaron sus quejas por activa y por pasiva de la mala calidad del catering.

Chicote, con la ayuda de los usuarios de este servicio, se plantará en el ayuntamiento de Málaga para hablar con el responsable cargado de tuppers de comida que es la que tienen que comer las personas mayores.

image
Publicidad - Sigue leyendo debajo