Juanma Castaño, a pie de campo en la Eurocopa: “Hay más controles para los periodistas que para los aficionados”

Pese a los problemas de seguridad, se queda con lo positivo del torneo, como ver a Iniesta a apenas 10 metros: “¡Es flipante!”. Además, comenta la baja de Paco González y el salto a la competencia de su compañero Manu Carreño.

La de Francia es la tercera Eurocopa que cubre Juanma Castaño para Mediaset, y es especial por varias razones: primero, porque le han dado las riendas de Eurocopa Inside, el especial diario de BeMad, y también porque está disfrutando del mejor Iniesta a pie de campo. Hablamos con el periodista de todo lo que hay detrás de este gran evento deportivo.

¿Cómo es tu día a día en Francia?
Hago un poco de deporte por la mañana, echo una mano en lo que haga falta a Los Manolos a las 15.00, con entrevistas a jugadores o lo que sea, propongo temas a Julio Pulido, que es el editor y el que gestiona todos los contenidos de Cuatro y estoy muy pendiente de todo lo que pasa en la Selección para elegir contenidos y contertulios para la noche. Y a partir de la tarde, me pongo a tope con la escaleta de BeMad.

¿Tenéis contacto con periodistas de otros países?
Hay una relación muy buena. Aquí no existe la competencia voraz que te podrías imaginar. Te llevas mejor con unos que con otros, pero por cuestiones personales, no profesionales. Voy a la sala de prensa de España y te encuentras con alemanes, franceses… Es lo más positivo de este tipo de torneos, que conoces gente y que vivies la labor de calle, porque para una persona como yo que está todo el año encerrado en un plató en Madrid, hacer algo en exteriores te da entender las dificultades que tiene trabajar fuera.

¿Qué puntuación le das a la organización de esta Eurocopa?
La UEFA tiene siempre el mismo modelo organizativo, muy estricto con las normas, y en esta Eurocopa el principal problema son los hinchas radicales, que se les han ido de las manos no sé si por falta de contundencia o por falta de previsión. Pero notas que hay más controles de seguridad para periodistas que para aficionados, que introducen hasta bengalas cuando a nosotros nos hacen despojarnos del cinturón y del reloj para pasar a la zona de prensa.

¿Cómo puede ser que se cuelen tantas bengalas?
Entiendo que el trabajo es complicado, pero en ese sentido se les está yendo de las manos, no puede ser que los ultras hayan sembrado el miedo en las calles e introduzcan cosas así dentro de los estadios, hacía tiempo que no veía lanzamientos de bengalas o petardos en este tipo de torneos.

¿Qué es lo peor de cubrir un evento de estas características?
El único inconveniente es no ver a la familia, pero eso lo tengo solventado. Les he prometido que si España se mete en la final me los traigo a París para ver la final. El resto es todo positivo. Cualquier periodista deportivo de vocación sueña con hacer estas cosas.

¿Cómo estás viendo a los jugadores españoles a pie de campo?
Este equipo necesitaba un cambio de nombres, purificar un poco el ambiente después de lo de Brasil, y Del Bosque lo ha conseguido. Estoy contento porque estamos recuperando cosas que se habían perdido como el buen rollo de 2008 y estamos muy contentos. Estamos trabajando muy a gusto con ellos y espero que ellos también lo estén con nosotros. También es verdad que cuando se gana todo es más fácil. Mejor así.

Después de la fase de grupos, ¿ves a España entre las favoritas?
No lo sé… Hay que esperar a enfrentarse a selecciones potentes y que te puedan dar la medida de si eres tan fuerte como parece. Hemos jugado muy bien pero el grupo no era exigente. Hay que esperar a ver qué pasa en los cruces.

¿Y qué rival te gustaría evitarlo hasta la final?
Venía con mucho miedo a Francia por ser la anfitriona, y a Alemania por ser campeona del Mundo. Me está gustando mucho Inglaterra, un equipo eléctrico arriba, tiene futbolistas que doblan por banda, que llegan, que tienen gol. Es uno de los equipos que más miedo me dan para España.

¿Te esperabas el gran nivel de Iniesta?
Es flipante. Tengo la suerte de verlo abajo en el campo. La gente lo ve en la grada o en la tele, pero yo estoy a pie de campo y le veo a 10 metros de mí. ¡Qué suerte tengo de estar tan cerca! Cuando lo ves delante de ti es más alucinante todavía. Yo no tengo repetición, pero es flipante. No hay un tío como él en toda al Eurocopa y desde luego está en el mejor momento de forma de toda su carrera.

¿Apostarías por la continuidad de Del Bosque? Anunció que se iba pero tampoco lo llega a confirmar…
Creo que se ha ganado el derecho a decidir. Ha demostrado ser una persona íntegra y coherente en sus decisiones. Después de 2014 creían que tenía que dejar paso en el banquillo, pero ha dado un giro al equipo, ha hecho los cambios necesarios y por tanto lo que Vicente decida estará bien hecho.

En la retransmisión de partidos, Camacho se está llevando las críticas por algunos de sus comentarios. ¿Cómo gestionáis eso?
Nada, es lógico. Cuando los partidos los ven 10 millones de personas, lo hagas bien o mal va a haber comentarios. El foco es muy grande como para tratar de pasar desapercibido. Cuando me dicen que soy trending topic me da igual, cada vez soy más escéptico y lo que hay que hacer es estar contento con el trabajo que hace uno mismo, tratar de corregir tus errores pero no obsesionarse, porque es lógico que a algunos les guste y a otros no. El narrador, el comentarista y el periodista a pie de campo adquieren un protagonismo que no tienen el resto del año, hay que llevarlo y ya está.

¿Has hablado con Manu Carreño sobre su fichaje por la Cadena Ser? Pasa de ser tu compañero a estar en la competencia.
Sí, claro. Es una pena que se nos vaya, pero le he deseado toda la suerte del mundo. Ya estuvo en la Ser en Carrusel Deportivo y no tuvimos ningún problema. Ahora será igual.

¿Os esperábais la baja de Paco González?
Pues no, fue de repente y le echo mucho de menos. Me unen cosas profesionales pero sobre todo personales. Digamos que Paco era el complemento perfecto a este equipo. Hemos sabido sobrevivir sin él y aunque le eche de menos, disfruto de él en la radio, en Tiempo de juego. Desde un punto de vista egoísta estoy contento por los oyentes de la COPE.

La novedad para ti es Eurocopa Inside, el espacio de BeMad. ¿Satisfecho?
Hay dos formas de valorarlo: por la audiencia y por el producto en sí. No controlo mucho hasta que punto se puede exigir a un canal como BeMad, que apenas tiene presencia y que además solo se puede ver en HD. Todavía hay una parte muy importante que no tiene ese tipo de televisor en casa y eso te corta un poco. No soy un experto para saber si el dato es mucho o poco, pero me parece que no está mal. Y respecto al producto estoy contentísimo: me lo estoy pasando muy bien y me siento satisfecho con el retorno de profesionales de la comunicación que lo siguen. El objetivo es salir de esta Eurocopa habiendo hecho un programa del que me sienta orgulloso.

¿Te ves presentando una tertulia de fútbol, ahora que están en auge?
No creo (risas). Por la noche estoy en la radio y tengo un compromiso adquirido con ella, así que en principio no. Y a lo mejor pensarían en otra persona…

En la tele y en la radio estamos viendo muchos cambios estelares, como la salida de De la Morena de El Larguero. ¿Estará Juanma Castaño la temporada que viene en Deportes Cuatro y en la Cope?
(Risas) Yo no soy una estrella. Dios quiera que me sigáis viendo en los dos sitios. Yo firmo quedarme como estoy.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Programas TV