Nuria Marín cambia de rumbo con ‘Mad in Spain’: “Paso de críticas malas”

Presenta junto a Jordi González un debate de actualidad con tertulianos famosos donde ella ejerce de agitadora de opiniones , papel que encaja muy bien con su personalidad. 

image
Nuria Marín

Confiesa que no podría tener mejor maestro televisivo en el arte de moderar debates que Jordi González, su compañero de Mad in Spain, en su nueva oportunidad profesional. Nuria Marín piensa aprovecharla al máximo, sin abandonar su programa talismán, Cazamariposas.

¿Qué valoración haces de las primeras ediciones?
A mí me pasa una cosa muy curiosa, que me pongo nerviosa después del estreno y no antes. Cuando llegué a casa me puse a ver series de manera compulsiva porque no podía dormir.

Publicidad - Sigue leyendo debajo

¿Y de las críticas?
He leído todo lo que se ha dicho del programa y he tomado nota, sobre todo de aquello que es constructivas, porque las críticas malas me dan igual. Hay que aprender a pasar de ellas. Aunque los comentarios en general han sido muy positivos.

¿Cómo te sientes trabajando con Jordi González?
Ya habíamos coincidido en otras ocasiones y estaba tranquila porque me transmitió muy buen rollo. De todas formas, me ha asombrado verle trabajar en directo. Creo que le desgasto de tanto mirarlo; estoy muy atenta a su forma de hacer.

¿Por qué crees que pensaron en ti para Mad in Spain?
Yo creo que buscaban a un rostro de la cadena que no estuviera encorsetado y que, además, pudiera meter caña.

¿Tú eres así en la vida real o te decantas por lo políticamente correcto?
Odio ese tipo de comportamientos que intentan no ofender a nadie porque tiene un punto de cobardía. Si tu discurso no molesta a nadie, no es bueno. Esa postura ha provocado por ejemplo que Donald Trump esté en el gobierno de EE.U.U. Siempre digo lo que pienso, aunque me critiquen en las redes sociales.

¿Eres muy peleona?
Sí, intento dar mucha caña a los agitadores, que ya se pinchan bastante entre ellos. Me gusta mucho ejercer ese rol, aunque siempre uso la ironía para desconcertarles.

Publicidad - Sigue leyendo debajo

¿Cómo logras salir victoriosa rodeada de gente con opiniones dispares?
A mí la gente no me impone, me gusta mucho el mogollón. Yo voy a hacerme la manicura y acabo montando una tertulia. El problema ha sido controlar las cámaras, porque a veces pasaba delante de ellas y la realizadora se enfadaba.

¿Se parece en algo a Cazamariposas?
No, son espacios distintos, pero me apetecía estar en un debate.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Programas TV