Anna Castillo y la segunda temporada de 'Estoy vivo'

Actriz y cantante gracias a lo nuevo de 'Estoy vivo', charlamos con Anna Castillo en el Festival de Televisión de Vitoria sobre la segunda temporada de 'Estoy vivo', cuyo objetivo ahora es llegar a una audiencia más amplia.

Aunque te dé mucha vergüenza, cuéntanos cómo ha sido interpretar la cabecera.
Mientras no me hagas cantar, está bien. Me llamó Dani Ecija y me preguntó si cantaba porque me había visto alguna vez y le dije que sí, porque de adolescente era muy fan de Jarabe de Palo y Pau Donés es maravilloso.

Publicidad - Sigue leyendo debajo

¿Tienes vena de cantante?
No, pero hice La llamada tres años. Los musicales no es lo que se me da bien, pero ha coincidido varias veces y me defiendo. Me gusta cantar en mi casa, pero no me siento cómoda currando de eso.

¿No lo llevarías más allá de esto?
No.

¿No te ves como Leonor Watling y Marlango?
No, no lo veo (risas).

¿Y qué opinas cuando te escuchas?
Creo que está cantando mi hermana pequeña, que canta genial, y pienso que por lo menos me hace ilusión. En un karaoke lo doy todo y soy la pesada que quiere cantar todo el rato.

¿Qué música te gusta?
No me gusta cantar, nada de eso, canto en casa….. OT, como todos (risas), lo mismo, lo que esté sonando.

¿Qué le espera a tu personaje?
Susana empieza tal y como terminó, y hay un giro que no puedo contar y se ve a una Susana más mayor, mas centrada, anticipando la razón al corazón y hay muchos giros en los que acaba tocando fondo. Se le trastoca la vida entera y pasa por un proceso de tener que elegir entre lo que quiere y lo que le conviene, y a nivel policial tiene más peso y la veo más madura.

Publicidad - Sigue leyendo debajo

Te quedaste entre dos amores.
Terminaba hacia uno, Alejo, a ver qué pasa ahora, porque siguen estando ahí los dos, molestándome todo el rato (risas).

¿Qué opinas de la polémica entre las teles de pago y en abierto?
En una plataforma, lo vives como si fuera una película. Tienes todos los capítulos y sabes lo que vas a grabar. En Estoy vivo es más bajo presión, no me leo todos los guiones antes de empezar, dependes de que la gente lo vea para renovar.

Que esta serie lo haya conseguido es un éxito.
Sí, y para nosotros fue una sorpresa. Estamos orgullosos y curramos sabiendo eso, y queremos estar a la altura, pero si las cosas avanzan es por algo y hay que adaptarse.

¿No sabes nada de lo que pasa?
Eso es lo que pasa en la tele, lo vas construyendo a ciegas y lo vas modificando. Yo recuerdo cuando veía la tele de péqueña y pensaba cómo puede ser y claro, es que no sabes.

Además de la serie, ¿qué otros proyectos tienes?
En San Sebastián estreno Viaje al cuarto de una madre, que es una ópera prima con Lola Dueñas, película preciosa. También tengo Arde Madrid de Paco León en Movistar+ y tengo varios proyectos de cine para 2019 que no puedo contar.

¿Qué valoración haces de tu ascenso meteórico en dos o tres años?
Estoy feliz, currando mucho con lo bueno y menos bueno, y estoy encantada. ¡Ojalá dure!

¿Qué es lo menos malo?
El ver poco a mi familia, no tener vacaciones, que tengo dos días sueltos. Pero tengo la suerte que disfruto trabajando y que me gustan los proyectos que hago, si no sería un drama.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo

¿Y puedes elegir y hacer lo que te gusta?
Un poco sí (risas). Estoy en un momento que me llega trabajo y prefiero hacer menos cosas y que me gusten.

¿Series en las que te gustaría trabajar?
Vis a vis y La casa de papel me gustan mucho.

¿Te encantaría irte fuera?
Me gustaría pero en Europa.

¿El inglés bien?
Sí, y me he apuntado a francés. La película con Lola Dueñas es una coproducción francesa y a ver si me llevan allí un poco (risas).

Y la tercera de Paquita Salas.
Ah, es verdad. Mi personaje va a ser precioso, con el que se identifica mucha gente; de esos que no les sale bien a la primera y tienen que tomar otra vía para ser feliz.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Series TV