Ajuste de cuentas; ‘Elif’

Selim dispara a Arzu como venganza por todo el daño que ha causado a su familia. Nova. Del 29 de junio al 3 de julio. 15.30h

arzu intubada en el hospital

QUÉ HA PASADO

• Kazim, detenido por robar las joyas de los Emiroglu.

• Aysel se deshace de su marido gracias a Aliye.

• Melek logra que Yusuf sea puesto en libertad.


Gonca ha confirmado que su marido ha estado engañándola todo este tiempo. Las gnancias que ha tenido no las ha usado en comprar una casa mejor para ellos, sino en destruir a los Emiroglu. Además de no haber sido sincero con ella, ha compartido su secreto con su expareja. Furiosa por la situación, se acerca hasta la vivienda de Asuman y le ofrece un trato que no puede rechazar: “Te daré todo el dinero que quieras, incluso te mantendré si es necesario. Quiero que sigas muy cerca los pasos de Arzu y Serdar. Tienes que informarme de todos sus movimientos”. La muchacha acepta encantada: “Seré tus ojos cuando no estés, no debes preocuparte, puedes confiar en mí plenamente”.

Esa misma mañana recibe su primer pago y lo gasta todo en adquirir finas prendas y también pendientes caros. Erkut irrumpe en la habitación mientras la chica se está robando los diseños y le pregunta de dónde ha sacado tanta cantidad de ropa. Ella le miente y le asegura que fue a una tienda barata: “Venden trajes de segunda mano. No me he gastado una fortuna que no tenemos, querido. No te alarmes”.

El hombre finge creerla. No obstante, su nerviosismo le hace pensar que no está diciéndole la verdad y no piensa parar hasta descubrir que está ocurriendo en realidad. Lejos de allí, Arzu secuestra a Elif e intenta quemarla vida.

Sin embargo, la suerte sonríe a la infante y consigue librarse de las llamas. Su familia la encuentra inconsciente a las puertas de la mansión en la que residen. Tras recuperar a su sobrina, Selim asegura que fue su excuñada quien intentó acabar con ella. “Estoy seguro de que es la culpable”, afirma al mismo tiempo que sale colérico de su casa y con una pistola en la mano. Minutos más tarde llega al domicilio de la mujer y la encañona. “No volverás a hacernos más daño. Tu odio es muy grande y si no te detengo seguirás intentando destruirnos”, explica. Acto seguido aprieta el gatillo y la mujer cae al suelo. Umit, que se encuentra cerca del lugar, la halla agonizando y la lleva corriendo al hospital.

Los doctores operan a la moribunda a vida o muerte. Finalmente logran estabilizarla y le piden a su salvador que done sangre para ella. “Necesitamos una fuerte transfusión o la perderemos. Su estado es bastante complicado”, aseguran los médicos. El hombre no lo duda ni un instante. Mientras, el agresor de la paciente se marcha al cementerio.

Frente a la tumba de su hermano Kenan le pide perdón por haber caído tan bajo: “Nunca quise convertirme en un asesino, pero no tuve opción”. Vesysel, que pasa por la zona, lo ve, se aproxima a él e intenta sonsacarle qué le pasa. “No sé que habrás hecho, pero puedes contar conmigo para lo que necesites”, lo consuela.

Al día siguiente, Elif amanece algo triste y cabizbaja, todavía no se ha recuperado del secuestro que sufrió. Melek está muy preocupada por el estado de ánimo de su hija y decide llevarla a dar un paseo junto con Inci. La chiquilla parece divertirse, pero cuando llegan al sitio en el que casi muere entre el fuego sufre un fuerte ataque de ansiedad.

Murat también está al tanto del sufrimiento de su hermanastra pequeña y se lo cuenta a Feride. Esta le ofrece hablar con Yusuf, que ya hace su rutina normal fuera de la cárcel. “Podemos pedirle que nos deje a su cachorro, seguro que así la niña se sentirá mucho mejor. Sabes que tiene un especial cariño a ese animal, propone. Cuando escucha la propuesta, el librero accede sin poner ningún impedimento: “Será un placer poder ayudaros”.

This content is created and maintained by a third party, and imported onto this page to help users provide their email addresses. You may be able to find more information about this and similar content at piano.io
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Elif