Obligados a entenderse; ‘Elif’

Yusuf y Melek tienen un acercamiento cuando se quedan encerrados en el taller de costura.

yusuf y melek en el taller de costura en elif

QUÉ HA PASADO

• Umit y Arzu deciden no fugarse de la ciudad.

• Yusuf es detenido por el secuestro de Elif.

• Selim y Zeynep empiezan a tener problemas.


Arzu, en compañía de Umit, sigue planeando cómo recuperar su fortuna e iniciar otra venganza contra sus enemigos. La pareja comienza a reír, imaginando el amargo futuro que les espera a sus rivales cuando son interrumpidos por Yusuf. El hombre, que ya ha salido de la cárcel al confirmarse que no secuestró a la hija de Kenan, entra en la estancia y arremete contra la mujer. “Sé que tú estás detrás del rapto de la chiquilla y te aseguro que no permitiré que vuelvas a hacerle daño”, asegura amenazante. Umit se enfrenta al recién llegado para liberar a su amada, pero sale malparado, pues recibe un puñetazo del susodicho que lo deja tirado en el suelo y con una herida en la cabeza.

Lejos de allí, Taylán se prepara para una nueva jornada en el colegio. El niño lleva unos días algo triste, pues dos compañeros de clase no dejan de meterse con él. En el pasillo, ambos abusones le impiden el paso y lo arrinconan contra la pared. Elif, que ve la situación, sale en defensa del chico. “Tranquilo, yo estaré aquí para cuidarte. Nos protegeremos el uno al otro”, le dice la niña de forma amable. Luego, se despide de su amigo y se marcha hacia casa.

Barhiye quiere recuperar su puesto de trabajo

Cuando la pequeña de los Emiroglu llega a la mansión, observa que su madre no está esperándola como de costumbre. Elif se asusta por su tardanza y avisa a su tío y a su abuela. Ninguno sospecha que la mujer se ha quedado encerrada en el taller de costura junto con Yusuf. Pese a sus intentos de forzar la cerradura, ninguno ha logrado abrir la puerta. En medio de su encierro, ambos comienzan a hablar y una conexión instantánea surge entre los dos. “Jamás haría nada que te perjudicaría, créeme”, comenta él a una emocionada Melek. Finalmente, son liberados.

Al día siguiente, Barhiye entra en la fábrica de prendas y se encuentra con la puerta destrozada. Sin saber qué ha ocurrido, echa las culpas a Melek. “Seguro que has montado una fiesta y por eso está todo así”, elucubra. La única intención de la mujer es manchar su imagen frente a las empleadas y lograr que la despidan.

Murat y Ayla, boda a la vista

Por otro lado, Zeynep se refugia en casa de su padre tras una fuerte discusión con su esposo. Que haya decidido volver a su empleo en su antigua empresa no ha gustado para nada a Selim y el matrimonio ha considerado darse un tiempo. La mañana de después, la joven se presenta en su puesto de trabajo y su jefe no para de alagarla: “Eres una gran persona. Es un gusto poder contar contigo en esta compañía”.

A su vez, Veysel se topa con Ayla cuando está vendiendo ropa y objetos en su coche. La muchacha le comenta que su padre tiene bastante dinero y que abrirá pronto un almacén donde despachará muebles. Al escuchar esto, el señor, cegado por su ambición, piensa en casar a su hijo Murat con ella.

This content is created and maintained by a third party, and imported onto this page to help users provide their email addresses. You may be able to find more information about this and similar content at piano.io
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Elif