Hemos actualizado nuestro Aviso de Privacidad. Puedes consultar el nuevo texto aquí.

Juan Ramón Lucas: "Sandra me da fuerza. Me ha enseñado a no rendirme"

El periodista habla con Rosa Villacastín de su trabajo, sus anhelos y sus preocupaciones.

El periodista habla con Rosa Villacastín de su trabajo, sus anhelos y sus preocupaciones.

1 de 10
La entrevista

Juan Ramón Lucas llega a nuestra cita como si fuera lo más importante que tiene que hacer ese mediodía, sin dar muestras de cansancio, y eso que se ha levantado a las cuatro de la madrugada para preparar “En días como hoy”, un programa que se emite de seis a doce de la mañana, a través de RNE, y que se ha convertido en uno de los favoritos del público.

-Su programa coincide con el 75 aniversario de Radio Nacional. Usted ya forma parte de la historia de esta emisora.
-Me encanta coincidir con el 75 aniversario de RNE, una emisora que ya escuchaba cuando era pequeño. Formo parte de ella desde hace cinco años, con un programa que se llama “En días como hoy” y que dura seis horas. A lo largo de ese tiempo pasan muchas cosas, que requieren muchísima concentración.

 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
2 de 10
La entrevista

-¿La radio es el medio donde se hace un periodismo de mayor calidad?
-No lo sé, pero sí es el más directo, más que Internet, el que te permite tener un sentido de la realidad más amplio, con unos oyentes que vamos ganando día a día, lo que nos obliga a no tratarlos como idiotas, y de los que aprendo mucho porque ejercen una crítica muy real. Esa capacidad de equilibrio, de pluralidad buscada, es un compromiso de esta radio pública.

-¿Qué destacaría de su programa?
-Que en la radio y la televisión pública se ha dado un fenómeno importante: antes la gente estaba acostumbrada a escucharnos o a vernos dependiendo de quién estuviera en el gobierno, ahora no. Ahora la gente agradece enormemente que haya una radio que siente como suya. Algo que estoy seguro que nadie va a querer modificar.

 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
3 de 10
La entrevista

-¿Con la llegada del PP al gobierno corre peligro el modelo de los medios públicos?
-Los cambios siempre son tentadores, porque cuando uno está al frente de un gobierno quiere poner su sello. Espero que si se hace el cambio, sea para mejor.  A mí me enseñaron que cuando las cosas van bien es una estupidez cambiarlas.

-¿Se siente muy presionado por los de arriba?
-Yo no, aunque sé que algunas cosas que hemos hecho han resultado incómodas.

-¿Tiene la clave para sacar a los políticos de su discurso tradicional?
-Sí, hemos conseguido crear una atmósfera de tranquilidad. Para mí sacar al entrevistado lo que puede interesar a los oyentes es lo importante. El límite que no voy a traspasar, si el invitado no quiere, es el de su intimidad.

-¿Los oyentes son fieles?
-A mí me son fieles, a otros no tanto, porque los oyentes que vamos ganando vienen de algún sitio.

 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
4 de 10
La entrevista

-¿Recuerda alguna entrevista en especial?
-Muchas, pero hay una persona que me conmueve, que es José Luis Sampedro, un sabio contemporáneo de una gran lucidez, una de esas personas de las que aprendes. También me sorprendió el diputado de IU Alberto Garzón. Estaba algo nervioso porque no está acostumbrado a las entrevistas, pero estuvo muy fresco y me encantó hablar con él. Con Bebe empecé muy mal y terminamos teniendo una magnífica relación.

-¿Alguien se le “ha ido vivo”?
-Muchos. Zapatero tiene una habilidad con la que me cuesta mucho luchar, y algún cantante que otro.

-¿Con quién le gustaría compartir micrófono?
-Con Gabriel García Márquez, porque a Mario Vargas Llosa lo he entrevistado. Hace unos días tuve a dos tipos que admiro y que son dos poetas geniales, Serrat y Sabina, y unos días antes senté en el estudio a Luis del Olmo, Iñaki Gabilondo y Julio César Iglesias.

 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
5 de 10
La entrevista

-El humor es una de sus secciones de más éxito.
-Sí, aunque siempre hemos tenido problemas con esa sección, porque, con humor, todos opinan y se ríen, hasta que les toca a ellos. Nos ocurrió con el padre de Fernando Alonso, que nos obligó a quitar un personaje.

-¿Falta autocrítica y sobra mala leche?
-Seguramente, yo tengo una gran capacidad de reírme de mí mismo, lo que me da una gran fuerza moral para defender lo que estamos haciendo.

-¿Hay mucha vanidad en nuestra profesión?
-Muchos de nosotros nos creemos que somos un poder, el cuarto poder, sin darnos cuenta de que nadie nos elige y de que nos debemos al público. Un periodista debe tener claro que su objetivo es informar y ofrecer elementos de crítica. Cuando te acomodas o te sientes intocable, es cuando dejas de ser periodista.

 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
6 de 10
La entrevista

-¿Echa de menos la popularidad que da la televisión?
-Nunca la he disfrutado, aunque no niego la ventaja que supone que la gente te muestre su cariño y te trate bien.

-¿Qué ha aportado Sandra Ibarra a su vida?
-Hemos construido una relación basada en la complicidad, que nos permite encontrar el equilibrio y caminar juntos, apoyándonos el uno al otro. Lo dijo Sandra el otro día en un acto de la fundación: “El amor cura”, ella lo sabe bien.

-¿El amor y la amistad son compatibles?
-Son vitales. Una relación de amor sin la complicidad de la amistad no la entiendo.

 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
7 de 10
La entrevista

-¿De dónde saca Sandra la fuerza?
-De las ganas de vivir. Es como los toreros.

-¿Y usted?
-De ella, es la que me ha enseñado a no rendirme jamás. La frase “no puedo más” no existe en su vocabulario.

-Conociendo los vericuetos del cáncer, ¿qué consejos les daría a Concha García Campoy o a Terelu Campos?
-Lo mismo que decimos a todos: que es una cuestión en la que uno tiene cosas que hacer, que la actitud forma parte del tratamiento, y que si no te enfrentas de una manera positiva es más difícil resolverlo. No soy tan ingenuo para pensar que todo depende de la actitud, pero sé que no hay que parar hasta encontrar el camino. Sandra me ha enseñado a no rendirme jamás.

 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
8 de 10
La entrevista

-¿Ha pensado qué le gustaría dejar a sus hijos?
-Me encantaría romper esa idea fatal  pero inevitable de que nuestros hijos vivirán peor que nosotros después de esta crisis. Me gustaría que fueran libres, tolerantes, despiertos y generosos. Tengo tres hijos, y una quiere ser periodista, algo que en el fondo me alegra.

-¿Es lo mismo que le enseñaron sus padres a usted?
-Mis padres me enseñaron a querer a Asturias, a respetar a los mayores, a ser austero, algo que siempre he cumplido y de lo que no me he arrepentido.

-¿Le pesan los años?
-Me pesan más los kilos. Tengo 53 años y me encuentro muy bien. Parte de mi familia es muy longeva. Mi padre tiene 83, eso me beneficia genéticamente.

 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
9 de 10
Su foto favorita

“Está tomada en el Macizo Central Asturiano, cerca de la frontera con León. Nos la tomó a Sandra y a mí una amiga, Marta, superviviente de cáncer y que trabaja con nosotros
en la fundación”.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
10 de 10
Su firma personal

Nació: El 2 de noviembre de 1958 en Llanes (Asturias).

Estudios: Periodismo.

Estado civil: Está unido a Sandra Ibarra desde 2005.
Tiene tres hijos, Ana, Juan y Mercedes,
de dos relaciones distintas.

Inicios: Comenzó haciendo prácticas en Radio Juventud de Madrid. Después, trabajó en la SER y Onda Cero. Actualmente conduce en Radio Nacional de España el magazine “En días como hoy”, de seis a doce de la mañana.

Televisión: Ha trabajado en Antena 3, Telecinco, Telemadrid, Canal Nou, La Sexta y Televisión Española.

Premios: Los últimos que ha recibido han sido la Antena
de Oro y el Ondas, en 2011, por su trayectoria profesional
y su trabajo en radio.

 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo