Hemos actualizado nuestro Aviso de Privacidad. Puedes consultar el nuevo texto aquí.

Juan Echanove: "A mi hijo le digo que tendrá que ganarse la vida trabajando duro"

El actor se sincera con nuestra colaboradora y nos habla de su vida, proyectos y experiencias.

El actor se sincera con nuestra colaboradora y nos habla de su vida, proyectos y experiencias.

1 de 10
La entrevista

A sus 50 años, Juan Echanove, de larga trayectoria profesional en teatro, cine y televisión, vive una de las épocas más plenas de su vida: tiene un hijo de quince años, al que inculca los valores que él recibió de sus padres, hace lo que le gusta profesionalmente y es un buen analista de la realidad que vivimos. Está comprometido con los problemas que aquejan a una sociedad que ve cómo todo lo que había edificado se desmorona. Triunfa con la serie de TVE “Cuéntame” y con la obra “Desaparecer”, que ha estrenado en el Teatro La Latina de Madrid. 

-¿Le sorprende la apatía de la gente ante una situación de crisis como la que estamos viviendo?
-El ser humano es tan poco sensible a las cosas que ocurren a nuestro alrededor que necesitamos un terremoto de fuerza siete para darnos cuenta de que la naturaleza de la crisis es muy potente, de un gran calado, y que lo que siempre creímos que era imposible que ocurriese ha ocurrido.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
2 de 10
La entrevista

-¿Pasar de la abundancia al paro es un tránsito perverso?
-Lo es, porque nuestro tejido productivo no es el de la gran industria. Se basa en los servicios y, para tirar del turismo y la hostelería, hay que lograr que la gente salga de casa y consuma.

-Siendo así, ¿cómo se explica el auge del teatro?
-Porque una película se ve por Internet. El  teatro, pese a sus problemas, no. Es distinto. El que nos hayamos empeñado en llevar el teatro a los pueblos más pequeños, para que la gente no tenga que trasladarse hasta la gran ciudad a ver una obra, está dando sus frutos.

-¿Y si los recortes afectan las instalaciones?
-Supondría un grave problema porque, si no se utilizan, al final, esas grandes infraestructuras van a pudrirse.

-¿Por qué a los políticos les resulta tan difícil entender el mundo de la cultura?
-Porque, cuando los artistas hacemos cultura, damos a la gente los medios necesarios para tener personalidad en su pensamiento.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
3 de 10
La entrevista

-Y eso molesta a quien ostenta el poder.
-Molesta porque éste es un país en el que no gana nadie las elecciones, las pierde el que gobierna.

-¿Cómo se explica a un adolescente lo que está pasando?
-Malamente, pero hay una cosa que le digo a mi hijo continuamente: me interesa mucho que sea feliz, honesto, que no tome el atajo de la mentira, que afronte la verdad de lo que ocurre, porque tendrá que ganarse la vida trabajando duro. Igual que lo he hecho yo para que el día de mañana él pueda dedicarse a lo que quiera hacer.

-¿A los quince años se piensa en el futuro?
-No, pero hay que decirle que hemos vivido por encima de nuestras posibilidades, porque así lo marcaban los tiempos. Lo que no ibas a hacer era no comprar, no salir, no gastar, porque era lo que estaba moviendo nuestro país y estábamos poniéndonos en el camino de los países más desarrollados de Europa.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
4 de 10
La entrevista

-¿Por eso el golpe es ahora mayor?
-Claro, vivimos así porque nos dijeron que había que vivir así y a nuestros hijos,  dentro de un cierto pudor, los educamos en todo esto.

-¿Le preocuparía que Juan siguiera su camino?
-No; ahora le ha dado por la pesca y por el mundo de la plástica. Me gustaría que lo que haga tenga relación con la creatividad, no necesariamente con la escena, aunque después de ver esta nueva obra de teatro me dijo que quería ser técnico de luces, algo que me parecería maravilloso, aunque lo importante para mí es que sea feliz.

-¿Las formas, los afectos, se heredan?
-Sin duda. Mi padre que era ingeniero de Entrecanales y Tavora, cuando se jubiló empezó a trabajar conmigo, encargándose de mis asuntos personales, con lo que entró en relación directa con el mundo de la farándula. Fue la época dorada de mi padre, porque se sentía muy orgulloso de que yo fuera actor y decidió cuidar de mí dentro de un mundo tan complicado para él.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
5 de 10
La entrevista

-¿Qué ascendencia ha tenido su madre?
-Mi madre era una pobre sufridora en un mundo de hombres, a la que le gustaba el teatro. Mi madre no se pierde nada de la cartelera madrileña. Va a cumplir 80 años y valora todo lo que está bien hecho, por eso cada cierto tiempo me comprometo con un proyecto porque sé que la hago feliz.

-¿La curiosidad nos mantiene jóvenes?
-Sí, y también el riesgo y la sinceridad. Cuando te miras al espejo y dices: tengo 50 años, llevo 33 trabajando, y hay que seguir porque de lo contrario estoy muerto.

- ¿Sabe ya lo que va a pasar con “Cuéntame”?
-Por intuición pienso que nadie va a parar una serie que gusta a cinco millones de personas.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
6 de 10
La entrevista

-Está muy seguro.
-Sí, no creo que lo vayan hacer. No creo que nadie, ni la televisión privada ni la pública, se pueda permitir el lujo de dejar de producir una serie que está tan arraigada en el imaginario de los españoles.

-Esperemos que no le den el cerrojazo.
-Empezaremos a grabar en mayo, aunque no sé cuándo se emitirá. La decisión de si quieren una televisión pública o no la tiene que tomar el Parlamento, a través del Consejo de Administración. Yo creo que España debe tener una televisión pública porque hacemos una televisión importante, buena, digna y de calidad.

-¿Cómo es su relación con Imanol Arias?
-Imanol y yo llevamos muchos años siendo amigos. Soy padrino de su hijo. Pastora es madrina del mío. Juan ve a Imanol  como un padrino, aunque su padrino es  José Luis García Sánchez. Imanol y yo tenemos vínculos que van más allá de la amistad. Llevamos seis años trabajando juntos en “Cuéntame”, y en “Un país para comérselo”, lo que nos obliga a darnos un poco de aire de vez en cuando.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
7 de 10
La entrevista

-¿Qué han descubierto en sus rutas por España?
-Que no hay nada como la gastronomía para explicar cómo es este país. La gastronomía acaba con todos los prejuicios, barreras territoriales o idiomáticas. Un buen anfitrión demuestra la educación a la hora de dar de comer y beber. Eso nadie es capaz de hacerlo como lo hacemos en España.

-¿A ustedes se les conquista por el estómago?
-Sin duda alguna.

-Ahora no tenemos tiempo para cocinar.
-Pues, entonces, vayamos a un buen restaurante.

-¿No sería mejor que los hombres cocinaran?
-Estamos aprendiendo. Quien decide lo que se hace en casa, en el 90%, es la mujer.

-¿En su casa también ocurre eso?
-También, pero es difícil compaginar trabajos de actor con viajes. Me gustaría conocer, por su manera de ser y su cultura, sitios como Japón, Camboya o La India.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
8 de 10
La entrevista

-¿Qué sabores recuerda de su infancia?
-La bechamel. Mi mayor placer era cuando mi madre hacía croquetas con los restos del cocido y yo rebañaba la bechamel de la fuente. Es un sabor que tengo grabado desde mi infancia. España es un país que puede explicar su historia a través de la cocina.

-¿Qué tal lleva haber pasado de los 50?
-De maravilla. Pasé la crisis de los 40 porque no me encontraba a mí mismo, pero ahora que voy a cumplir 51 me siento feliz, con mucha fuerza física, en paz conmigo mismo, e interesándome por todo lo que tiene que ver con mi hijo.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
9 de 10
La foto favorita de Juan Echenove

"Me trae muchos recuerdos porque estoy con mis hermanos: el pequeño soy yo, el del pato es Javier, el mayor, y el que me tiene en brazos es José María, el mediano", nos comenta el actor.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
10 de 10
Ficha y firma de Juan Echanove

Nació: En Madrid, el 1 de abril de 1961.

Estudios: Cursó hasta segundo de Derecho en la
Complutense de Madrid. Lo abandonó por Arte Dramático.

Familia: Tiene un hijo de quince años que se llama Juan.
La madre del joven se llama Carmen.

Profesión: Actor. Comenzó a hacer teatro en el colegio de los Hermanos Menesianos, donde estudiaba. Su debut profesional fue en la zarzuela “La rosa del azafrán”. En el año 1993 hizo una gira musical con Víctor Manuel y Ana Belén, Miguel Ríos, Pablo Milanés, Manolo Tena, Antonio Flores, Sabina y Serrat.

Cine: Ha hecho una veintena de películas, entre ellas “Madregilda”, por la que obtuvo un Goya y una Concha de Plata.

Televisión: Interviene en la serie “Cuéntame”, que compagina con la obra “Desaparecer” en el Teatro La Latina, Madrid.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo