Las 10 cosas que el hijo de Vargas Llosa le echa en cara a su padre

El segundo hijo de Mario Vargas Llosa y Patricia Llosa Urquidi critica muy duramente a su padre y ataca a Isabel Preysler, culpándola de convertir su relación en un "producto comercial".

image

El segundo hijo de Mario Vargas Llosa y Patricia Llosa Urquidi critica muy duramente a su padre y ataca a Isabel Preysler, culpándola de convertir su relación en un "producto comercial".

1 de 10
1. Se está equivocando

Gonzalo Vargas Llosa ha hablado alto y claro de su padre, Mario Vargas Llosa y de su novia, la reina de corazones, Isabel Preysler. No juzga ni critica a su progenitor por haber terminado su matrimino pero cree que su padre "se está equivocando en cómo está exponiendo su intimidad en ciertos medios", declara a ABC.

Además, opina que quién mejor que un hijo para enfrentarse a él y decírselo.

Gonzalo es el segundo hijo de Vargas Llosa y su todavía mujer, Patricia Llosa Urquidi, y trabaja como empresario y representante en el Reino Unido del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
2 de 10
2. ¿El año más feliz de su vida?

Gonzalo está indignado por las declaraciones de su padre en las que decía que había sido el año más feliz de su vida.

Gonzalo no entiende que sea el mismo año que ha pasado su familia: "Este es el mismo año en que se separó de su compañera durante más de 50 años y en el que prácticamente no ha tenido comunicación con dos de sus tres hijos. Para varios de nosotros, este año ha sido el más infeliz de nuestras vidas".

Publicidad - Sigue leyendo debajo
3 de 10
3. El daño irreparable a su familia

Mario Vargas Llosa vivió en su propia piel el sufrimiento y el daño que su padre, Ernesto Vargas, le hizo a él y a su madre. Por este motivo, Gonzalo no entiende el comportamiento de su progenitor.

"Qué irónico y trágico que mi padre, que siempre ha sido un pater familias ejemplar, haya terminado, sin quererlo, haciéndole daño a su familia", señala.

En la imagen, Mario Vargas Llosa junto a su primogénito, Álvaro Vargas Llosa. 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
4 de 10
4. La falta de respeto a su madre

El hijo de Vargas Llosa tampoco llega a comprender cómo su padre puede haber faltado hasta tal punto el respeto a su madre, Patricia Llosa Urquidi. "Sigo sin comprender cómo puede haber cambiado tanto", afirma Gonzalo.

También recuerda que su padre rompió la amistad con Gabriel García Márquez por un comentario desafortunado a su madre y se pregunta "¿dónde está ese hombre que defendía el honor de su esposa?"

Publicidad - Sigue leyendo debajo
5 de 10
5. Su gran error

"Su gran error, y lo que ha hecho mucho daño a nuestra familia, es que permitió que Isabel y su revista convirtieron su separación en un producto comercial", confiesa Gonzalo.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
6 de 10
6. Adiós a toda una vida de trabajo

Otro aspecto que duele a su familia y a su hijo Gonzalo es que toda esta situación está "poniendo en riesgo la reputación que mi padre se ha ganado como intelectual".

Publicidad - Sigue leyendo debajo
7 de 10
7. Su actuación hipócrita

Gonzalo explica que su padre siempre ha criticado a los medios que se dedican a la prensa rosa y no comprende cómo ahora puede ser protagonista de ella afirmando que "no está actuando de manera consecuente con sus posiciones".

Al parecer Vargas Llosa era un firme detractor de la prensa rosa por su frivolidad, por su "chismografía periodística" y por degradar la cultura.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
8 de 10
8. Falta de personalidad

Según Gonzalo, la influencia que Isabel está ejerciendo sobre Mario ha provocado que se convierta en algo que no es y que nunca ha sido: "el coprotagonitsa de la revista del corazón más importante del mundo hispano".

Publicidad - Sigue leyendo debajo
9 de 10
9. La actitud de Isabel

La actitud que ha tomado Isabel ante esta situación es la causante de que la relación familiar de la familia haya desembocado en un enfretamiento abierto.

"La verdad que si ella hubiese actuado de una manera distinta, con cierta discreción y con más sensibilidad hacia mi madre y nuestra familia, yo creo que, después de un tiempo razonable, habríamos podido tener por lo menos una relación cordial", declara Gonzalo.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
10 de 10
10. Mercantilizar su vida

Gonzalo tampoco está conforme con que Isabel haya llevado "este tema del terreno privado al público" y con que su padre lo haya consentido.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo