El apoteósico final de la quinta temporada de ‘Los Gipsy Kings’

Este viernes 7 de junio, a las 22.30, Cuatro emite la última entrega de esta temporada de ‘Los Gipsy Kings’, con los Fernández Navarro, los Jiménez, las Salazar y los Maya.

image

Llega la entrega más esperada de la temporada, el culmen de los anhelos de los Fernández Navarro, los Maya, los Jiménez y las Salazar. ¿Conseguirá descubrir Joaquín su origen? ¿Cuál será la celebración más deslumbrante, las bodas de oro de Salvadora o el bautizo del hijo de La Rebe? Y las Salazar, ¿tendrán el éxito esperado con su brilli-tienda?

Muchos y muy dispares han sido los intentos de los Fernández Navarro por dejar huella en el mundo. ¡La que lió Rappel con su consejo! No contento con ello, el vidente se apareció en sueños a Joaquín para revelarle que lo que tenía que hacer era encontrar el origen del pueblo gitano. Vamos, ‘el meollo’. La búsqueda les ha llevado hasta Egipto y tras entrar en las pirámides a ver qué había por allí, navegarán por el Nilo y cruzarán el desierto hasta llegar a una aldea Nubia. Quizá allí den con lo que anhelan hallar. O no.

image

Después de incontables vicisitudes, ha llegado el gran día para los Jiménez. El pequeño de la familia va a ser presentado a Dios. Atrás quedarán la aflicción y el desaliento de La Rebe, que ha traído a todos de cabeza con su actitud apesadumbrada; de lado dejarán las aventuras de Marisol en el mundo del modelaje y sus manías en la casa; y todo será poco para el pequeño en su gran día.

Con tal de abrirse paso en el mundo de la moda, Raquel y Noemí Salazar han disuelto una prometedora joint venture, se han embarcado en la brilli-furgo, han intentado abrir rutas comerciales (Marruecos) y han testado el Global Marketplace (Bali). Hasta han comido popó de animal. En el programa de esta noche, la brilli-tienda, por fin, abrirá sus puertas. Pero antes, se producirá el reencuentro de Raquel con Raquelita.

En Granada, ya está todo listo para las bodas de oro de Salvadora y Paquillo. 50 años de matrimonio no se celebran todos los días y homenajeadas tan exigentes como la matriarca de los Maya tampoco abundan. La alegría y la emoción están aseguradas, siempre y cuando salga todo según lo previsto.

image
Publicidad - Sigue leyendo debajo