Anabel Pantoja, primera expulsada de 'GH VIP 7'

La audiencia decidió salvar a Irene Junqueras y sacar de la casa a la colaboradora de 'Sálvame'. Anabel Pantoja, hundida, no paraba de pedir perdón a su familia por haberles fallado.

Anabel Pantoja ha dicho adiós a la aventura de Gran Hermano VIP 7. La audiencia decidió que fuese ella la primera expulsada del reality, algo que a Anabel le ha sentado muy mal: "Estoy jodida. Quería quedarme. Tenía muchos planes. Quería cumplir este sueño y os doy las gracias. No sé en qué he fallado", decía tras su expulsión.

Anabel Pantoja, muy tocada

La ya ex concursante ha llegado rota al plató donde le esperaba Jorge Javier Vázquez e Irene Rosales, la mujer de su primo Kiko Rivera. Sin parar de pedir perdón a su familia ("Yo no quería defraudar a mi gente"), Anabel se preguntaba qué había hecho mal para ser la primera expulsada de la casa: "Lo siento a la audiencia porque no sé lo que he hecho", repetía. "Creo que no he cometido ningún error pero aun así… con un 80% el domingo, ¿Tan odiada? No me lo explico. ¿He hecho algo mal?", decía una y otra vez.

Ahí Jorge Javier se mojó y dio su opinión: "Yo creo que no ha dependido de ti pero no me siento muy capacitado para ser sincero. Yo creo que en tu caso el apellido Pantoja ha sido un handicap", algo con lo que Anabel estuvo de acuerdo.

image

A pesar de todo, Anabel se lleva consigo esta semana de experiencias y todo el cariño que su familia le ha brindado públicamente. Anabel se lo demostró en plató, su primo Kiko llamó tras la expulsión para decirle que "es una fenómena" y quitarle hierro a la expulsión. "Lo has hecho estupendamente bien, te juro por mi vida que no esperaba que salieses. Con la poca educación que hay este año en la casa… Debería estar otra gente fuera como Hugo", dijo en DJ. Antes, era su tía Isabel la que le daba ánimos y le recordaba lo especial que es para ella: "Tú para mí es como si fueras mi hija mayor. Te cogí desde que te parió tu madre en brazos y no te he soltado nunca, ni tú a mí", le decía la tonadillera.

image

Menos mal que, entre tanto drama, la ex concursante se ha llevado una alegría: el reencuentro con su novio Omar, con el que ha protagonizado un emotivo encuentro, con planes de fuga y boda incluidos: "Ay, Dios mío, que me habéis traído a mi negro".

Y mientras, dentro de la casa sus amigos lloraban su marcha, en especial el maestro Joao y Mila, que repetía que era todo "tan injusto".

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Programas TV