'Maestros de la costura 3': Helen es la primera concursante expulsada

Doce aprendices nuevos con personalidades muy diferentes hicieron su puesta de largo bajo la atenta mirada del jurado: Lorenzo Caprile, María Escoté y Alejandro G. Palomo.

Helen es expulsada de 'Maestros de la costura'

Los talleres de Maestros de la Costura 3 reabrieron sus puertas. En la primera prueba, homenaje al gran Elio Berhanyer, nuestros aprendices se enfrentaron a la confección de una prenda inspirada en el mundo Elio y con muchas muchas plumas. Para La Brava, la prueba empezó de una manera difícil de empeorar: ¡se dejó los hilos en la mercería! Begoña trató de prestarle alguno de los suyos, pero Raquel Sánchez Silva explicó que estaba prohibido compartir material.

La primera salida de los talleres llevó a los aprendices a Ourense para rendir tributo a la moda gallega. Pero lo que más ilusión les hizo fue el anuncio de Raquel Sánchez Silva: “Hoy trabajaréis en el taller de la firma Adolfo Domínguez”. De vuelta al taller, la moda Vintage se hacía con el protagonismo de la prueba: los aprendices tenían el reto por delante de darle una segunda vida a varias colchas para transformarlas en prendas a estrenar.

Las críticas de Helen

Al concluir la prueba de eliminación, el jurado hizo un repaso inicial de las prendas propuestas por cada concursante, y su valoración no gustó nada a Helen, que rompía a llorar en el probador: "No me gusta mi valoración. Yo acepto todas las críticas, pero esta no la acepto porque tenía una tela muy difícil. Yo no lloro nunca, no lloro nunca. Pero yo voy a decir que hay compañeros que han presentado cosas sin coser, y yo he trabajado mi tela, con lo complicada que era", aseguraba antes de enfrentarse al veredicto final.

Lorenzo Caprile le comunicaba su expulsión y ella no se mordía la lengua: "Yo no coso colchas todos los días. Pensaba mucho y me ha costado mucho manejarla en la máquina. Lo veo injusto, muy injusto. Este concurso va de coser y rematar. No quiero desprestigiar a nadie, pero he visto a gente aquí que no lo ha hecho. Yo no soy nadie para decir quien se tiene que ir", replicaba tras su eliminación.

Raquel Sánchez Silva intercedía para poner paz, entendiendo que estas palabras se producían fruto de los nervios tras una primera expulsión que nunca es fácil de digerir. "Me ha parecido superinjusto. A lo mejor me he pasado un poco pero lo tenía que decir", apostillaba Helen.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Programas TV