Cientos de horas de bordado estilo barroco

Sigue siendo su momento. Es curioso porque lo era cuando tenía el título de Princesa de Asturias y lo sigue siendo a pesar de que ya es Reina, y hay otros actos que pueden tener más nivel que los Premios Princesa de Asturias. Sin embargo, para ella sigue siendo algo especial, su tierra, su gente, [...]

Publicidad - Sigue leyendo debajo

Sigue siendo su momento. Es curioso porque lo era cuando tenía el título de Princesa de Asturias y lo sigue siendo a pesar de que ya es Reina, y hay otros actos que pueden tener más nivel que los Premios Princesa de Asturias. Sin embargo, para ella sigue siendo algo especial, su tierra, su gente, la llevan a buscar la perfección en la alfombra azul que lleva a la entrada del Teatro Campoamor de Oviedo.

Y creo que ha vuelto a salir triunfal de la cita asturiana y una vez más, de la mano de Felipe Varela. Porque hay quien asegura que ya no se llevan tanto, pero la realidad es que el modista madrileño está a tope de trabajo y es más práctico tirar de otras marcas, que hacerle encargos a él.

El año pasado el look dejó el listón muy alto...

Pero lo ha superado.

Felipe Varela ha creado para doña Letizia un vestido midi patchwork brocado y bordado a mano en hilo, cristal y metal azul noche, céruleo, pizarra y nude' (casi na, ¿sabes?).

Visto de cerca es una maravilla, han debido dedicar cientos de horas de bordar a mano tal cantidad de dibujo, tan fino y delicado. Mirad el detalle.

Publicidad - Sigue leyendo debajo

El efecto óptico que hace el dibujo estiliza la figura de la Reina, sumado al corte recto con la falda y el escote casi barco, es un patrón perfecto para el cuerpo de doña Letizia.

Lo que menos me ha gustado han sido los zapatos, ¿quién ha dicho que vuelven los peep toe? nooooo, por Dios, los 'letizios' otra vez no. Eran transparentes en negro de la firma Magrit, como la pequeña cartera que llevaba en la mano.

Merece una especial mención el pelo. ¡Me encanta la idea! porque parece más sencilla de lo que en realidad es. El cabello de la Reina que parecía suelto tenía truco, peinado con raya al lado, iba completamente pegado, con un lado metido detrás de la oreja y el otro por encima. Muy muy liso, para que no se moviera ni un pelo. ¡Super tendencia!. Por cierto, ¿doña Letizia se está dejando algunas canas sin tapar?

De nuevo como joyas los pendientes Chatones, ¿quién necesita más? es que son maravillosos.

Así que un año más los Premios ha sido su momento, y una edición más, la Reina ha ido de la mano de dos Felipe, su marido y su modista.¿Qué os ha parecido? ¿os ha gustado? puedes opinar aquí o en mis redes @uxiablancourgoiti

Publicidad - Sigue leyendo debajo