Meghan Markle y las dudas de última hora sobre el padrino de boda.

Al principio iba a ser el padrino el padre de la novia pero, debido a su salud, se notificó que el elegido era Carlos de Inglaterra. Pero en el último momento se han creado dudas.

Enrique de Inglaterra y su prometida, Meghan Markle
Gtres

Una de las incógnitas alrededor de la boda entre Enrique de Inglaterra y Meghan Markle acababa de ser despejada cuando la incógnita volvía a planear de nuevo. La joven actriz, que se había quedado sin quien la acompañara al altar después de que su padre fuera intervenido del corazón y renunciara a viajar a Londres para asistir a la boda, ya tenía nuevo padrino de boda cuando el 18 de mayo el palacio de Kensington anunciaba en un comunicado que sería Carlos de Inglaterra quien llevara a Meghan hasta el altar.

Publicidad - Sigue leyendo debajo

Sin embargo, poco después, en una nota que aparecía en el Twitter de Kensington Palace, se seguía diciendo que sería Thomas Markle quien ejerciera de padrino. No sabemos si se trata de un cambio de última hora y finalmente podrá asistir o ha sido un error en la información sobre el programa de la boda.

Gtres

De ser Carlos de Inglaterra, padre del novio, se sabe que está encantado con la elección de su futura nuera. Según el comunicado, fue la propia Meghan quién le pidió al heredero al trono británico que fuera su padrino. "El príncipe de Gales está encantado de poder dar la bienvenida a la Familia Real a Meghan de esta manera" aseguran.

Gtres

No es la primera vez que Carlos de Inglaterra ejerce de padrino en una boda. Ya llevó al altar a Alexandra Knatchbull en su enlace con Thomas Hooper. La bisnieta de Lord Louis Moutbatten, que considera al príncipe como un padre, recurrió al príncipe de Gales para que la acompañara al altar debido a la relación tan cercana que mantenían sus familias desde que que ella era niña.

Publicidad - Sigue leyendo debajo