Hemos actualizado nuestro Aviso de Privacidad. Puedes consultar el nuevo texto aquí.

Magdalena de Suecia recicló un traje de la reina Silvia para el vals

La princesa Magdalena y su marido se reunieron con sus invitados en el Castillo de Drottningholm, donde se hicieron la foto de familia y degustaron un sofisticado menú de especialidades suecas. Luego la novia sorprendió luciendo un cambio de vestido para la fiesta posterior al banquete nupcial.

La princesa Magdalena y su marido se reunieron con sus invitados en el Castillo de Drottningholm, donde se hicieron la foto de familia y degustaron un sofisticado menú de especialidades suecas. Luego la novia sorprendió luciendo un cambio de vestido para la fiesta posterior al banquete nupcial.

1 de 7
Magdalena y su 'otro' vestido de novia

El tradicional vals de medianoche en la boda de Magdalena de Suecia y Chris O'Neill no sólo nos deparó un momento tradicional y tierno, también vino acompañado de una gran sorpresa. Y es que la novia se cambió de vestido para este momento.

La princesa Magdalena, que para dar el 'Sí, quiero' había lucido un diseño de Valentino, recicló un traje de gala de su madre, la reina Silvia, para la fiesta posterior al banquete de bodas.

Este vestido había sido estrenado por la reina sueca en la gala de los Premios Nobel de 2001. Se trata de un diseño blanco de gasa y estilo tutú, de tirantes y adornado con cristales en el cuerpo.

Gracias a Marcus Samuelsson, propietario de Red Rooster Harlem de Nueva Yorke invitado a la boda, que fue el que sacó la foto y la colgó en Twitter, podemos ver a Magdalena y Christopher en su primer baile ya como marido y mujer.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
2 de 7
Los 350 invitados esperaban a los novios para la gran foto

Los cerca de 350 invitados al enlace de Magdalena de Suecia y Christopher O'Neill esperaban en las escalinatas del castillo de Drottningholm a que llegaran los novios, que se trasladaron en un barco diferente al que utilizaron ellos.

Una vez en tierra, los novios se hicieron una foto de familia con todos ellos antes de que diera comienzo el banquete en un enorme pabellón desmontable habilitado en el jardín.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
3 de 7
Foto de familia de los recién casados

Asimismo, los novios aprovecharon para posar para las fotos oficiales del enlace con los familiares allí presentes. En esta imagen, Madde y Chris se fotografiaron con todos los familiares presentes. Junto a ella, los reyes, su cuñado, su hermana, su hermano, y junto a él, su madre, sus hermanas y sus sobrinos.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
4 de 7
Madde, Chris, los reyes y Eva María

Tambien hubo fotografía de los recién casados con los reyes Carlos Gustavo y Silvia, junto los que estuvo la madre de Christopher, Eva María O'Neill.

 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
5 de 7
Magdalena, con la cola de su Valentino desplegada

Magdalena también posó a solas con su marido, desplegando por delante la cola de cuatro metros del vestido que había diseñado para ella Valentino.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
6 de 7
Un menú de delicatessen de tres platos y postre

Por último, los peques de la boda, sobrinos y sobrinas del novio e hijos e hijas de las primas de ella, tuvieron un hueco junto a los recién casados.

Posteriormente, los invitados dieron cuenta de un suculento menú compuesto de cono de caviar de kalix con limón y crème-fraiche picante, emulsión de Skagen con pan de centeno crujiente, arenque en mostaza con capa de zanahoria, tarrina de arenques en escabeche, huevos de Gotland con espuma de caviar de Drott y miniatura de pastel de queso de  Västerbotten.

De segundo plato, trucha asalmonada asada al horno con mantequilla, espárragos blancos al vapor, verdes fritos y morados marinados, compota de cebolletas y tomates con mantequilla morena, rábano picante, aceite de cebollino y huevas de salmón.

De tercero, un asado de ternera de la granja de Holmberg con capa de mostaza de Västervik y salsa de sidra Astrakan y variación de zanahoria con mini coliflor asada de la granjas Nobis.

Y, de postre, pavlova con merengue a la italiana, sorbete y helado de fresa, chocolate blanco y fresas silvestres frescas.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
7 de 7
La tarta nupcial

Esta es la tarta con la que la princesa Magdalena y su flamante esposo, Christopher O'Neil, endulzaron el convite por su enlace.

Nos la desvela uno de los invitados, que le hizo una fotografía con su móvil. Está hecha de uno de los dulces franceses por excelencia, los "makroner", (macarons en francés). Se trata de una pirámide de estas delicias, con cientos de ellos apilados, de todos los colores y sabores.

La tarta está adornada en los bajos con rosas, probablemente de mazapán, un postre típico de Suecia.

El banquete, en una carpa
El banquete nupcial se celebró bajo un pabellón móvil montado a todo lo largo de la primera terraza de la parte de atrás del castillo de Drottningholm, no sobre el jardín. El techo era como la carpa de un circo y siempre había gente fuera, unos 20 o 40 a la vez, disfrutando de algún que otro cigarrillo, entre ellos los novios.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo