Emotiva despedida a Gabriel Cruz

La Catedral de La Encarnación de Almería ha acogido la misa funeral de Gabriel Cruz.

Centenares de ciudadanos se han reunido en la catedral de la Encarnación de Almería para dar su último adiós a Gabriel Cruz y arropar a sus padres Patricia Ramírez y Ángel Cruz en estos duros momentos. El cuerpo del pequeño fue encontrado el domingo 11 de marzo en el interior del maletero de un coche que conducía Ana Julia Quezada, novia del padre del pequeño y detenida por su presunta implicación en el crimen.

Publicidad - Sigue leyendo debajo

La misa funeral oficiada por el obispo de la Diócesis almeriense, monseñor Adolfo González Montes, comenzó a las 10:30 horas de la mañana, momentos después de que llegase a la Catedral el cortejo fúnebre con restos mortales de Gabriel. El día anterior, más de 5.000 personas acudieron a la capilla ardiente del pequeño instalada en el Patio de Luces de la Diputación Provincial.

Según ha revelado la autopsia, el pequeño murió estrangulado el mismo día en que desapareció, el pasado 27 de febrero, en la barriada de Las Hortichuelas, en Níjar. Además, el informe preliminar apunta que el cuerpo tenía "golpes" y "restos de tierra".

Foto: Gtres.

Tras una emotiva misa, los padres de Gabriel han querido agradecer al apoyo que han recibido desde que el pequeño desapareció. Patricia Ramírez ha leído parte de un cuento que le ha llegado a través de las redes sociales.

"Gracias a todos. Ayer me llegó por internet un cuento muy bonito. No sé quién lo ha escrito, pero me decía que nosotros no habíamos perdido sino que mi hijo había ganado porque había desaparecido la bruja mala del cuento y por la cantidad de gente que había juntado. Él estará ya jugando con sus peces y la bruja ya no existe. Sacadla de vuestras cabezas", ha dicho Patricia. Al borde de las lágrimas, la madre de Gabriel ha pedido a todo el mundo que pongan la canción 'Girasoles' de Rozalén, por ser la última que bailó y cantó con su hijo Gabriel.

Publicidad - Sigue leyendo debajo

Ángel Cruz, padre del pequeño, también ha agradecido a todos el apoyo de los últimos días "en los que nos habéis llevado en volandas, gracias". Muy afectado, llevaba en su mano el dibujo de un pescadito, uno de tantos que han navegado estos días por la red y de forma física por petición de Patricia, ya que a su pequeño le encantaban los peces y reconocía un gran número de especies.

Foto: Gtres.

A la misa funeral han asistido la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría y el ministro del Interior, Juan Ignacio Zoido, que ha estado muy pendientes de los padres. El político cogió en su mano la bufanda azul del pequeño que su madre, Patricia Ramírez, le ha regalado la bufanda tras llevarla puesta desde que desapareció el 27 de febrero.

Foto: Gtres.
Publicidad - Sigue leyendo debajo