Rappel ha vendido su lujoso ático en Madrid

El vidente se ha deshecho de su imponente casa en la Milla de Oro de Madrid tras tenerla dos años en venta. “La he vendido muy bien”, asegura.

Rappel en su casa de Madrid
Guillermo Jiménez

Ha tardado dos años, pero Rappel ya ha conseguido vender su espectacular ático dúplex situado en pleno barrio de Salamanca, uno de los más lujosos y caros de la capital madrileña. El vidente puso su singular e imponente inmueble a la venta en 2016, justo mientras participaba en “Gran Hermano Vip”. Después de este tiempo, finalmente ha podido cerrar la venta de un modo satisfactorio gracias a la gestión de la inmobiliaria que le llevaba la operación.

Publicidad - Sigue leyendo debajo

“La he vendido muy bien a un matrimonio que se enamoró de ella porque la casa era un capricho”, ha confirmado Rappel, que se habría embolsado una suma millonaria por esta transacción. Las singulares y lujosas características de esta vivienda habrían dificultado un poco la venta, así como el especial cariño que el madrileño sentía por el dúplex y que hacía que le costara mucho desprenderse de él.

Sin embargo, a pesar de haber tenido que esperar tanto tiempo para cerrar la operación, el futurólogo está satisfecho y orgulloso porque siente que ha dejado en buenas manos el que fuera su hogar. “El matrimonio que la tiene la ha dejado prácticamente como estaba. La mujer se enamoró, y es que es una casa para enamorar, me alegro que la estén disfrutando”, asegura.

Guillermo Jiménez

La casa es un espectacular ático dúplex que cuenta con una terraza ajardinada de casi 1.400 metros cuadrados.

En dicho terreno hay una vivienda de 286 metros cuadrados que Rappel usaba como residencia habitual. En la planta inferior, cuenta con cocina, aseo y dos dormitorios con baños. En la planta superior, hay una espectacular piscina cubierta de mármol blanco con zona chill-out y una pasarela de cristal que pasa sobre la piscina y llega a un comedor de 200 metros.

Por otro lado, el ático tenía una pequeño apartamento independiente de 60 metros cuadrados en el que el vidente había instalado su despacho de trabajo. Por si fuera poco, dispone de tres plazas de garage y trastero de 35 metros cuadrados.

Publicidad - Sigue leyendo debajo

Además de las dimensiones y de la excelente ubicación del ático, lo más llamativo era su peculiar y ecléctica decoración. Rappel había volcado en su hogar su original personalidad llenándolo de madera, brillos, colores, obras de arte, antigüedades y objetos de lo más diverso que traía de cada uno de sus viajes por el mundo.

Guillermo Jiménez

El vidente ya ha reinvertido el dinero obtenido por la venta. Una parte de los beneficios la ha destinado a adquirir un apartamento en la calle Princesa, muy cerca del Palacio de Liria, en Madrid, para utilizarlo como despacho y recibir a sus clientes. Además, cuenta con un dormitorio por si tuviera que pasar allí alguna noche.

El resto del dinero lo ha invertido en remodelar y actualizar un chalet que ya tenía, desde hace quince años, en la carretera de La Coruña. Ahí es donde Rappel se ha mudado convirtiendo esta propiedad en su nuevo hogar. Pasar de vivir en el centro de la capital a hacerlo en las afueras ha supuesto todo un cambio con el que él afirma estar encantado. “Estoy muy contento, es una zona mucho más tranquila y mis perros también están contentísimos”, asegura.

Un hogar muy especial

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo

A pesar de estar ubicada en pleno centro de Madrid, en la lujosa Milla de Oro, Rappel convirtió la casa en un oasis de paz y tranquilidad.

Las dimensiones del ático son gigantescas: un apartamento de 60 metros cuadrados con acceso a una terraza de casi 1.400 metros cuadrados con una vivienda de 286 metros cuadrados en dos alturas..

Uno de los lujos más llamativos de la propiedad era su piscina cubierta, realizada en elegante mármol blanco.

El inmueble estaba lleno de piezas únicas: libros, antigüedades, obras de arte y objetos traídos de sus viajes.

Publicidad - Sigue leyendo debajo