Un enemigo inesperado; ‘Hercai’

Reyyan trata de poner a salvo a Miran, a quien Cihan persigue para eliminarlo. Nova. Sábado 17 de abril

hercai

QUÉ HA PASADO

• Azize rememora la noche en que Mehmet se suicidó.

• Miran y Aslan se enfrentan.


Reyyan corre a rescatar a Miran cuando ve cómo cae del acantilado donde pelea con Aslan. Ninguno de los tres sospecha que ha sido Mahmut quien, por orden de Azize, le ha disparado. Mientras la chica lo pone a salvo en una cueva, Aslan va a buscarlos en coche para ayudarlos, pero su abuela le franquea el camino. “Deja que lo hagan mis hombres, esto es obra de los Sadoglu”, miente.

Luego, lo acompaña a casa, le revela que sabe que ama a Reyyan y le exige que la olvide. Él le asegura que lo hará porque se ha dado cuenta de que su corazón nunca le pertenecerá. “Pero no me alejaré de ella, quiero ayudarla”, le advierte. Después, le insinúa que está al tanto de los anónimos que recibe, lo que la inquieta.

Hazar y Zhera sufren un accidente de tráfico

Zhera rompe aguas y Hazar la lleva al hospital no sin antes pedir a Cihan que se quede a cargo del resto de la familia. Poco después, este recibe una llamada de Halef, uno de sus espías, quien le informa de lo ocurrido en el acantilado. El hombre se pone como una furia al comprobar que su sobrina ha abandonado el palacio sin permiso y, más aún, cuando el tipo le dice qué ha encontrado en la chaqueta ensangrentada de Miran: “Había un papel donde se asegura que el asesino de Mehmet Aslanbey es Nasud”.

Con el propósito de mantener el honor de su padre, se reúne con sus hombres cerca del lugar y les detalla su plan: “Está malherido, no puede haber ido lejos. Daremos con él y lo mataremos”. Reyyan le escucha y va con su amado, que está moribundo en la cueva. Él insiste en que lo deje para protegerla pero ella se niega.

Para entonces, Hazar y Zhera intentan salir de la ambulancia en la que viajaban y que se ha accidentado. Tanto el conductor como la enfermera han fallecido. Amanece y Cihan se desespera porque no hay rastro de Miran. De pronto, uno de sus hombres le llama para informarle de que han encontrado restos del vestido de Reyyan. “Ya os tengo”, dice mientras se dirige al lugar del hallazgo.

This content is created and maintained by a third party, and imported onto this page to help users provide their email addresses. You may be able to find more information about this and similar content at piano.io
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Hercai