'Menuda es mi madre': las relaciones madre-hija más curiosas de DKISS

Este lunes 9 de septiembre, DKISS estrena una nueva serie que nos descubre cuatro historias reales de madres e hijas que se visten igual, pasan más tiempo juntas que con sus respectivas parejas e incluso duermen juntas.

'Menuda es mi madre' se estrena en DKISS el lunes 9 de septiembre

¿Hasta dónde puede llegar la amistad entre una madre y una hija? ¿Se puede tener demasiada complicidad con una madre? ¿Cómo vive el resto de la familia una relación maternofilial tan estrecha? Esta temporada, DKISS nos descubre las historias de un grupo de madres e hijas que viven su parentesco de forma poco común, con el estreno de la nueva serie Menuda es mi madre el lunes 9 de septiembre a las 21.45 horas.

Cualquier madre desea tener una relación cercana y de confianza con su hija. Pero ¿qué ocurre cuando los roles se confunden y se traspasan ciertas fronteras? Menuda es mi madre, una nueva serie que nos descubre cuatro historias reales de madres e hijas que se visten igual, pasan más tiempo juntas que con sus respectivas parejas e incluso duermen juntas.

Casos que son ejemplos claros de lo que ocurre cuando una relación maternofilial se asemeja más a las de dos mejores amigas, para el asombro de las personas que les rodean y viven a diario esta situación tan atípica.

Las protagonistas de Menuda es mi madre

Dawn (59 años) y su hija Cher (28 años) tienen una apariencia física muy similar y muchas veces las confunden con hermanas gemelas, algo lógico teniendo en cuenta que Dawn no duda en recurrir al bótox para mantener un aspecto joven y es habitual que madre e hija usen la misma ropa. Tanto Dawn como Cher aseguran tener una conexión comparable a la que experimentan los gemelos y han vivido muchas cosas idénticas en sus vidas. Por ejemplo, la progenitora se casó con un médico judío, algo que también le ocurrió a Cher. No pasa un día sin que se llaman y se cuenten todos y cada uno de sus secretos y confidencias. No obstante, la noticia de que Cher está embarazada puede poner traer consigo bastantes cambios en su relación con su madre y también con su marido Jared.

Kathy (60 años) y su hija Cristina (34 años) se ven todos los días ya que viven a solo cinco casas de distancia. El marido de Cristina, Carlo, está a punto de cumplir años y quiere celebrar una fiesta e invitar a sus amigos. Sin embargo, no quiere que acuda la familia de su esposa, especialmente, su suegra. A pesar de los deseos de Carlo, Kathy y Cristina deciden invitar a la fiesta a la hermana de Cristina, Carly, para intentar que ligue con alguno de sus amigos. Esta situación provocará un enorme enfado en Carlo, que llega a negarse a acudir a su propia fiesta.

Así es 'Menuda es mi madre', la nueva serie de dkiss

Sandra (45 años) y su hija Mariah (21 años) siempre han sido uña y carne desde el nacimiento de la joven. Lo hacen todo juntas y comparten todo. Con motivo del cumpleaños de Mariah, madre e hija viajan a Las Vegas, donde la progenitora ha preparado una sorpresa de cumpleaños para su hija: un aumento de labios para ambas. Pero el regalo de su esposa no es del agrado del padre de la joven, Adrian, que tampoco aprueba que Mariah aliente a su esposa Sandra a vestir de manera provocativa cuando salen juntas a los clubes de fiesta.

Sunhe (50 años) y su hija Angélica (30 años) tienen una relación tan estrecha que parece que la madre de la joven está obsesionada con su hija. Tal es la fijación de la progenitora, que considera que ningún hombre es lo suficientemente bueno como para que la vida de Angelica deje de girar en torno a ella. Por eso, los problemas surgen cuando la joven y su novio Jason deciden afianzar su relación yéndose a vivir juntos al apartamento de él. Y es que Sunhe no reacciona demasiado bien cuando descubre que ella no ha sido invitada a esa mudanza.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Programas TV