Este sitio web utiliza cookies, tanto propias como de terceros, para recopilar información estadística sobre su navegación y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, generada a partir de sus pautas de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Más información.

Máxima de Holanda recupera la sonrisa tras la muerte de su padre

La reina de los Países Bajos ha vuelto a sonreír durante un acto oficial.

Máxima de Holanda

La reina de los Países Bajos ha vuelto a sonreír y lo ha hecho durante un acto oficial en el que ha acudido a un centro de ayuda a personas vulnerables.

1 de 5
Vuelta al trabajo

La Reina de Holanda ha retomado su agenda oficial tras la muerte de su padre, Jorge Zorreguieta el pasado 8 de agosto.

Es la primera aparición tras el fallecimiento de su progenitor y lo ha hecho durante una vista a un centro de ayuda a personas sensibles de exclusión social.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
2 de 5
Al lado de los más necesitados

La esposa del Rey Guillermo ha retomado su agenda con su habitual sonrisa y buena cara y no ha dejado que su dolor la impidiera estar al lado de los que más ayuda necesitan.

Máxima de Holanda siempre ha mostrado tener un gran corazón con los más desfavorecidos y en esta ocasión fue en el centro Kansfonds, en Delf, que promueve proyectos que ayuden a personas en situación vulnerable como personas sin recursos o personas mayores que se encuentran solas y a las que se intenta ayudar para cambiar la situación en la que se encuentran.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
3 de 5

Este centro ha celebrado sus 60 años de vida y allí ha estado la Reina para mostrar su apoyo a este centro que tiene una gran labor social.

Pese a que todavía es muy reciente la pérdida de su padre, la Reina ha sacado fuerzas de flaqueza y ha querido cumplir con su compromiso oficial, donde recibió numerosas muestras de cariño y afecto, pues es muy querida en Holanda. 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
4 de 5
Muy querida

Gracias a su simpatía se ha ganado el cariño de los holandeses y no es raro verla recibir muestras de afecto. Su padre moría el 8 de agosto en Buenos Aires después de luchar durante mucho tiempo contra un linfoma de non-Hodgkin. Cabe recordar que no pudo esta presente en la boda de su hija debido al pasado político del fallecido.

Máxima adora a su familia y siempre que puede viaja a Argentina para pasar tiempo con ella.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
5 de 5
Un look muy clorido

En su primer acto público tras el duelo por su padre, Máxima de Holanda ha elegido un look muy veraniego lleno de color que le sentaba muy bien y con el que estaba radiante. 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo