Hemos actualizado nuestro Aviso de Privacidad. Puedes consultar el nuevo texto aquí.

Con poder de atracción, testarudo y travieso, así es Guillermo Alejandro

Es un gran deportista, amante de la velocidad, los coches y los aviones; de hecho, le hubiese gustado ser piloto, estuvo a punto de morir en un accidente de tráfico y padeció una extraña enfermedad que le afectó a sus defensas. Te traemos el lado más desconocido del nuevo monarca de los holandeses, el rey Guillermo Alejandro, que este sábado 27 de abril ha cumplido 46 años.

Es un gran deportista, amante de la velocidad, los coches y los aviones; de hecho, le hubiese gustado ser piloto, estuvo a punto de morir en un accidente de tráfico y padeció una extraña enfermedad que le afectó a sus defensas. Te traemos el lado más desconocido del nuevo monarca de los holandeses, el rey Guillermo Alejandro, que este sábado 27 de abril ha cumplido 46 años.

1 de 14
Un rubiales muy divertido

En unas horas el primogénito de la reina Beatriz de Holanda y su marido, el príncipe Claus, se convertirá en el rey de los holandeses, el rey Guillermo Alejandro.

Guillermo Alejandro Nicolás Jorge Fernando nació el 27 de abril. Este sábado cumple 46 años y lo hace cin una celebración íntima en familia, la última vez que podrá hacerlo en el calor de su hogar alejado de los focos porque a partir del próximo año, su aniversario de nacimiento se considerará fiesta en los Países Bajos al ser el Rey.

De pequeño, era un rubiales travieso y divertido que no paraba de hacer bromas a los fotógrafos y todo tipo de diabluras.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
2 de 14
Un pequeño diablillo

Guillermo, en la imagen con sus hermanos Constantino y Friso, era un niño peleón. Se pegaba con sus hermanos, con sus primos y con sus compañeros de colegio

Arrojaba bolas de nieve a todo el que se ponía a tiro, lanzaba piedras con tiragomas a las visitas de su abuela, la reina Juliana, y bombardeaba a los guardaespaldas con terrones de azúcar.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
3 de 14
Le expulsaban a menudo, pero era muy inteligente

Sus padres trataron de organizar sus actividades de forma que alguno de ellos siempre se encontrara en el hogar cuando sus hijos volvieran del colegio, uno público de La Haya, al que iban con niños de todas las clases sociales.

Guillermo volvía a menudo sin contar con él. Hiperactivo, se le expulsaba de clase con frecuencia por sus travesuras y no ponía mucha atención en los estudios; eso sí, era muy inteligente y sacaba sobresalientes.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
4 de 14
Con un gran poder de atracción

Guillermo, licenciado en Historia por la Facultad de Letras de la Universidad de Leiden, se independizó en 1995 en un chalet propio cercano al Palacio Real.

De carácter extrovertido y testarudo, tenía un gran poder de atracción.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
5 de 14
Sufre una extraña enfermedad

En abril de 1997 se supo que padecía una enfermedad crónica producida por la inmunodeficiencia de ciertas células que afecta a los tejidos de los pulmones, ojos, piel y glándulas linfáticas. 

Aunque fue aquel año cuando se hizo público la enfermedad se le descubrió en marzo de 1991. Se le detectó cuando se sometió a un examen médico para obtener el diploma de submarinismo.

Según la Casa Real, se curó espontáneamente con el tiempo. Los tejidos se le regeneraron sin necesidad de tomar medicinas, pero todos los años se somete a un chequeo médico. Por ello tuvo que dejar de esquiar y de competir en patinaje.

La extraña enfermedad se llama mal de Besnier Boeck.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
6 de 14
Un gran deportista

A pesar de tener que dejar de practicar algunos deportes por su enfermedad, es un gran amante del deporte y asiste regularmente a concentraciones importantes de los equipos nacionales.

Practica regularmente natación, fútbol, vela, tenis y alpinismo.

En 1986 participó en un concurso de patinaje en Onze Villes de Frise y en 1992 en la maratón de Nueva York. Lo hizo utilizando uno de los apellidos menos conocidos de la Casa de Orange-Nassau.

Es presidente del Comité Olímpico Neerlandés y del Comité Olímpico Internacional.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
7 de 14
De no ser rey habría sido piloto

Guillermo pasó por el Ejército, que tendrá que abandonar para convertirse en rey, y obtuvo el diploma de piloto.

En alguna ocasión ha confesado que de no ser príncipe habría sido piloto.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
8 de 14
Pasión por la velocidad y el vuelo

La gran pasión de Guillermo es la velocidad.

Le encantan los coches y motos desde niño. De hecho, de niño se ponía al lado de los coches y motos aparcados junto al colegio y era un entendido en la materia.

En 1988, sufrió un accidente de coche que estuvo a punto de costarle la vida.

También siente un interés particular por la aviación. Tiene el carnet de piloto de segunda clase y de líneas regulares, de aviones a reacción y de guerra.

En 1989, voló como voluntario para el ''African Medical Research and Education Foundation''.

En 1996, trabajaba como copiloto sin sueldo para alcanzar más horas de vuelo en un Fokker, de las lineas holandesas KLM, donde también trabajaba como azafata de tierra su novia, Emily Bremers.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
9 de 14
Preocupado por el medioambiente

Además de su pasión por la velocidad y los vuelos, Guillermo de Holanda está muy interesado en cuestiones medioambientales.

La gestión del agua es uno de los temas que más preocupan al príncipe. Asiste a los congresos y simposiums internacionales sobre el tema e interviene regularmente como orador. 

En 1998, aceptó ser miembro de honor de la Comisión Mundial del Agua para el siglo XXI y tomó la presidencia del Patronato Mundial del Agua, ocupándose en particular sobre la gestión del agua en la Europa Oriental.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
10 de 14
Le encanta la cerveza

Amigos de sus amigos, también le gusta de vez en cuando tomarse algo con ellos. 

Cuentan que le llaman el príncipe Pilsener, como la marca de la cerveza, por su pasión por esta bebida. Sus amigos le llaman simplemente Alex.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
11 de 14
Estuvo enamorado de lady Di

Guillermo de Holanda ha tenido varias novias.

En 1987 mantuvo una relación con Paulette Schroder, hija de un importante hombre de negocios holandés.

También salió con la patinadora sobre hielo Yvonne van Gennip, perteneciente a una familia de la nobleza; Yolanda Adriaansens, hija del director del departamento comercial del puerto de Rotterdam, y la modelo Frederique van der Wall.

Entre 1996 y 1998 mantuvo una relación con Emily Bremers, azafata de KLM e hija de un dentista. La reina llegó a dar su aprobación, pero ella le dejó asustada ante la responsabilidad de convertirse en princesa.

Confesó también haber estado enamorado de Lady Di.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
12 de 14
Cuando se enamora, se enamora de verdad

En septiembre de 1997, en una entrevista a la televisión holandesa el príncipe habló sobre sus ideas del matrimonio:

''Me voy a pensar a conciencia lo de mi matrimonio, pero una vez que tenga la elegida no voy a dar marcha atrás, ni siquiera aunque el Parlamento no apruebe mi decisión porque es una elección muy importante''.

Tras su entrevista su popularidad subió muchísimo.

Dos años después se enamoraría de Máxima Zorreguieta, a quien conoció en la Feria de Abril sevillana.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
13 de 14
Máxima, la más popular de la familia real holandesa

A pesar de que su noviazgo empezó polémico ya que Máxima es hija del ministro de Agricultura durante la dictadura de Videla, la princesa, nacida en Buenos Aires el 17 de mayo de 1971, se ha granjeado el cariño de todos los súbditos con su naturalidad y espontaneidad.

Conocida como la princesa alegre, en 2012 desbancó a la reina Beatriz como la más popular de la familia real holandesa.

 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
14 de 14
Familia numerosa

Máxima, que profesa la religión católica, a pesar de que la religión oficial holandesa es el protestantismo, se graduó en Economía en la Universidad Católica de Argentina.

La pareja ha creado una familia numerosa, con sus tres hijas, las princesas Catharina-Amalia, Alexia y Ariane.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo