Hemos actualizado nuestro Aviso de Privacidad. Puedes consultar el nuevo texto aquí.

Los novios de Magdalena: de un consultor a un abogado que la dejó plantada

Desde un consultor de relaciones públicas hasta un noble sueco, pasando por un problemático joven y un estudiante de derecho, con el que llegó a prometerse en 2009 tras siete años de relación y con quien rompió su enlace matrimonial por una infidelidad. Ahora será el financiero estadounidense Chris O'Neill quien la llevará al altar.

Desde un consultor de relaciones públicas hasta un noble sueco, pasando por un problemático joven y un estudiante de derecho, con el que llegó a prometerse en 2009 tras siete años de relación y con quien rompió su enlace matrimonial por una infidelidad. Ahora será el financiero estadounidense Chris O'Neill quien la llevará al altar.

1 de 9
En busca de su príncipe azul

Magdalena de Suecia siempre ha destacado por su belleza y atractivo. Su melena rubia, ojos azules y carita redonda de muñeca han sido sus señas de identidad, convirtiéndola en una de las princesas europeas más deseadas.

Cuando Magdalena de Suecia tenía 18 años ya había varios compañeros de colegio que destacaban como posibles 'novietes' de la bella princesa.

Todas las chicas de su edad sabían que tendrían que besar muchas ranas hasta encontrar el príncipe azul y Magdalena no era una excepción. Corría el año 2000 y ella hacía como las otras chicas de su edad, coqueteaba con todos y estaba con ninguno.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
2 de 9
Su primer novio: Mattias Trotzig

Hubo que esperar hasta la primavera del 2001, cuando la princesa conoció en una fiesta de cumpleaños en Hasselbacken al por entonces joven de 23 años Mattias Trotzig, un consultor de relaciones públicas, que pasaría a ser el primer novio de Magdalena que fuera conocido públicamente.

Mattias estuvo en la fiesta de graduación de bachillerato de Magdalena, pero no hay fotos de los dos juntos.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
3 de 9
Un romance veraniego: Pierre Ladow

Pero el hecho de estar con Mattias no impidió a Magdalena conocer a gente nueva. Tras la fiesta de graduación fue de vacaciones con sus padres a la Riviera francesa, donde conoció al noble sueco Pierre Ladow, con el que mantuvo un romance veraniego.

Nadie hubiera sabido de este romance de verano si no fuera porque se les fotografió besándose. De la noche a la mañana Pierre Ladow pasó a ser el hombre envidiado por todos porque había conquistado a la princesa más bella y deseada del mundo. Pero Magdalena volvió a Suecia por orden de su padre y la historia se acabó.

Actualmente, Pierre, que es heredero de la empresa de diseño de la familia, reside en Londres y desde hace cinco años está felizmente casado con Bianca, una decoradora. La pareja tiene una hija y otra en camino, dijo su padre Allan Ladow al diario Aftonbladet.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
4 de 9
Su relación más polémica: Erik Granath

En el otoño del 2001 y tras dejar a Pierre y terminar con Mattias, Magdalena conoce, por mediación de su hermano, el príncipe Carlos Felipe, al que sería su novio más polémico, Erik Granath.

La princesa convence a su padre para ir a estudiar inglés a Londres, y Erik se va también allí. Hay quien dice que prepararon el plan para estar juntos a su aire en la capital británica.

Pero Erik no era precisamente el príncipe azul deseado
por un padre para su hija. El chico tenía mala reputación, era violento y había sido condenado varias veces por delitos menores como consumo de drogas, conducir ebrio o peleas callejeras.

Aún así y sabiendo lo que pasaba, los reyes Carlos Gustavo y Silvia admitieron a Erik junto a ellos porque Magdalena dijo que se había enamorado de él.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
5 de 9
La foto que enfadó al rey Carlos Gustavo

Cuando se hizo pública esta foto de Erik agarrando con una mano el pecho de la princesa Magdalena mientras ambos paseaban por Londres, el rey Carlos Gustavo pidió a su hija que terminara la relación. Ella se negó y convenció a su padre de darle una oportunidad.

Siguieron juntos, pero unos meses después, Erik era detenido por la Policía sueca por intentar vandalizar una carpa de venta de cerveza en Visby. El rey fue tajante y la relación se rompió en noviembre del 2002.

Actualmente, Erik reside en Gotland y trabaja en la empresa de maquinaria de su padre.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
6 de 9
Su amor más largo: Jonas Bergström

La princesa Magdalena no perdió el tiempo y tras la obligada ruptura con Erik Granath, un mes después, a finales del 2002, conoce al estudiante de derecho Jonas Bergström, con el que mantuvo una larga relación de más de 7 años.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
7 de 9
Rompió su compromiso por una infidelidad

A pesar de los muchos rumores de infidelidad de Jonas, en agosto del 2009 la pareja decide anunciar el compromiso de boda, pero a partir diciembre del mismo año ya no se les ve juntos en público.

Unos meses después, en abril del 2010, la jugadora noruega de balonmano Tora Uppstrøm Berg cuenta con pelos y señales en la revista noruega 'Se og Hør', que ella y Jonas se acostaron juntos durante las vacaciones de Semana Santa del 2009.

Fue la gota que colmó el vaso. El escándalo fue mayúsculo y el rey obligó a romper el compromiso a su humillada hija, que ya sabía lo de Tora y Jonas.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
8 de 9
Jonas se casará con la mejor amiga de Magdalena

Jonas, que protagonizó muchos escándalos junto a Magdalena, como esta imagen en las playas de Marbella que dio mucho de qué hablar, volvió a la casa de sus padres en Djursholm cuando se rompió el compromiso.

Hace dos años terminó sus estudios y ahora trabaja en un renombrado bufete de abogados.

En la primavera del 2011 se fue a vivir junto con Stephanie af Klercker, la que fuera la mejor amiga de Magdalena. Se prometieron una semana después que Magdalena anunciara su compromiso con Chris O'Neill y se casarán a finales del verano, también unas semanas después de la boda real.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
9 de 9
Su futuro marido: Chris O'Neill

Magdalena decidió poner tierra por medio tras terminar su historia de amor con Jonas y encontró el amor poco después de instalarse en Nueva York con su perro Zorro.

Fue precisamente en la Ciudad de los Rascacielos, un par de meses después, donde conoce a Chris O'Neill, su actual prometido. No pasó mucho tiempo antes de que se fueran a vivir juntos. Y ahora, tres años después, el 8 de junio, se casarán en Estocolmo.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo