Julián Contreras busca piso por Instagram

Tras anunciarse hace una semana que el joven y su padre habían sido obligados a marcharse del piso de alquiler que compartían en Madrid, Julián Contreras Jr. se ha puesto manos a la obra y ha pedido ayuda a sus fans de Instagram para poder encontrar pronto un lugar donde vivir.

Julián Contreras recurre a sus fans de Instagram para buscar piso
Instagram

Julián Contreras y su padre no están atravesando por su mejor momento. El pasado viernes saltaba la noticia de que el hijo de Carmina Ordóñez y el que fuera su marido tenían que abandonar, por impagos reiterados, la casa de alquiler que compartían en Madrid. Hace años que el joven de los Ordoñez y su padre están atravesando una complicada etapa económica en la que las deudas se comían el escaso colchón financiero que les quedó, obligándoles a tener que retrasar los pagos del alquiler. Después de meses, la situación no ha podido dar más de sí y han visto cumplidos sus peores presagios.

Publicidad - Sigue leyendo debajo

Dispuesto a no tirar la toalla y con la necesidad de encontrar pronto un nuevo hogar en la capital, Julián Contreras ha aprovechado su presencia en Instagram para hacer un llamamiento a sus seguidores. “Hola. La mayoría ya conocéis la situación y quiero agradecer, como siempre he hecho, tantos mensajes de ánimo y apoyo. Voy a aprovechar esta vía que tanta difusión tiene para preguntaros si alquiláis o conocéis a alguien que alquile pisos en Madrid. Si es así, por favor, hacédmelo saber. Os agradeceré doblemente la difusión”, suscribe a través de un mensaje fijo.

Por suerte, la situación económica del joven podría revertir rápidamente en las próximas semanas. A su estreno como colaborador del programa ‘Corazón TVE’, donde comparte puesto de trabajo con Lourdes Montes, se suma el lanzamiento el pasado verano de su último libro, que, según él, está teniendo una estupenda acogida. “Aprovecho para dar las gracias por la acogida que ha tenido mi libro. Sois geniales, de verdad”, afirma en una de sus últimas actualizaciones.

Publicidad - Sigue leyendo debajo

Julián Contreras y su padre vivieron su primer momento crítico en 2013, cuando se desveló que debían más de 27.475€. Pese a ello, ambos han logrado evitar el embargo durante más de cinco años. Ahora, padre e hijo se han visto obligados a abandonar la casa de alquiler que compartían para buscar un nuevo piso.

Al ver apostados a los fotógrafos en la puerta del inmueble mientras sacaba sus cosas, el hermano de Fran Rivera no quiso dar ningún tipo de explicación. "Solo necesito un poco de espacio", explicaba el joven visiblemente nervioso mientras aclaraba que "estoy bien, pero estos trámites son muy complicados y largos". Su mensaje en Instagram no hace más que confirmar las primeras informaciones.

Publicidad - Sigue leyendo debajo