Hemos actualizado nuestro Aviso de Privacidad. Puedes consultar el nuevo texto aquí.

Lorenzo Caprile: "Siempre estaré agradecido a la Familia Real por sus encargos"

Lorenzo Caprile cumple 20 años desde que fundó su taller de costura, en pleno barrio de Salamanca de Madrid. Un lugar donde cualquier mujer puede sentirse protagonista de un cuento de hadas gracias a la imaginación de un modisto al que la fama y los premios no han cambiado. Lorenzo fue el elegido para diseñar los trajes de novia de la infanta Cristina, de María Borbón-Dos Sicilias, de Carla Royo-Villanova, de Blanca Martínez de Irujo... Un desfile en el que no podía faltar la Princesa de Asturias.   

Lorenzo Caprile cumple 20 años desde que fundó su taller de costura, en pleno barrio de Salamanca de Madrid. Un lugar donde cualquier mujer puede sentirse protagonista de un cuento de hadas gracias a la imaginación de un modisto al que la fama y los premios no han cambiado. Lorenzo fue el elegido para diseñar los trajes de novia de la infanta Cristina, de María Borbón-Dos Sicilias, de Carla Royo-Villanova, de Blanca Martínez de Irujo... Un desfile en el que no podía faltar la Princesa de Asturias.   

1 de 9
La entrevista

-Hace unos años se tomó un año sabático.
-Necesitaba investigar, viajar. Y me marché dos meses a Los Ángeles, donde me di cuenta de que aquello es otro mundo. Después pasé una temporadita en Nueva York y más tarde en París y Londres hasta que regresé porque aquí tengo mi taller, mis clientas y soy feliz.

-¿Fue una experiencia satisfactoria?
-¡Por supuesto! Y estoy contento de haberme traído la pasión por lo “vintage”, ferias que en Los Ángeles y Nueva York son habituales.

-Aquí también se celebran.
-Desde hace tres años sí, porque de aquel viaje nació la feria Moda Shopping Vintage, que se está consolidando como un evento de referencia.

-¿Hay que desempolvar los baúles de la abuela?
-En una sociedad tan globalizada como en la que vivimos, tan uniformada, donde prácticamente todos vestimos igual, donde hacemos todos una vida muy parecida, ese deseo de distinguirse es algo inherente al ser humano. Con una cosa heredada, antigua, “vintage”, te puedes permitir crear un “look” único.

-¿Se ha pasado la ropa de usar y tirar?
-No; los hábitos no han cambiado. Hay empresas enormes, dos de ellas españolas, para gran orgullo nuestro, pero eso no quita que de vez en cuando te compres algo especial.

-¿Aconseja hacer como Carmen Lomana, vender sus trajes sin ánimo de lucro?
-Todo lo que haga Carmen me parece bien. Es una mujer estupenda, con mucha personalidad, muy lista, preparada e inteligente.

 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
2 de 9
La entrevista

-¿Qué mujeres tienen algo especial? 
-Isabel Preysler y Nieves Álvarez tienen esa chispa. Laura Ponte posee una personalidad muy peculiar y todo le queda fenomenal.

-Estamos hablando de mujeres maduras.
-Una niña joven tiene el valor de la juventud, una joya que no tiene precio, pero la madurez te permite saber llevar un vestido, saber posar en el photocall. Eso te lo dan los años.

-¿La sonrisa es una buena tarjeta de presentación?   
-A sonreír se aprende, como a todo.

 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
3 de 9
La entrevista

-¿Qué ha aprendido de su trato con las mujeres?
-A tener mucha paciencia. Yo tengo un carácter fuerte, ahora más calmado, pero en los primeros tiempos a veces se me iba un poco la olla.

-¿El dinero da aplomo y seguridad? 
-No se puede generalizar, pero un rasgo de las mujeres, en general, es que les gusta jugar, cambiar.

-¿No le tienta diseñar para hombres?
-Lo hago cuando tengo que vestir a actores para obras de teatro y es una experiencia estupenda, pero para la vida de taller no, porque yo soy modisto, si me gustase la ropa de hombre sería sastre.

 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
4 de 9
La entrevista

-¿Cómo le está afectando la crisis?
-La crisis se nota en todo y el que no lo reconozca miente o es un inconsciente, pero en España las bodas son una tradición muy asentada y familiar. Una alfombra roja privada a la que es muy difícil renunciar. Ahí lo estamos notando un poquito. Estos momentos me los tomo como un reto: tengo que esforzarme más, dar un servicio impecable, tener las mejores telas y bordados para que mis clientas estén contentas.

-Alguna clienta le dice: “Tengo este presupuesto, ¿qué puede hacerme usted?”.
-No, ojalá fuese así, pero no lo hacen.

 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
5 de 9
La entrevista

-¿Tiene morosas?
-A lo largo de mis 20 años de carrera he tenido algunos casos que se pueden contar con los dedos de la mano. En eso he tenido mucha suerte.

-¿Qué quiere decir con el “no” está prohibido?
-Antes era un poquito talibán en algunas cosas. No me gustaba hacer colas desmontables. Ahora, si me la piden,  advierto que el traje no va a quedar tan bonito, pero se la hago. Y si viene una chica con un escote estupendo y quiere un “palabra de honor”, se lo hago.

 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
6 de 9
La entrevista

-¿Ha cambiado mucho el diseño de los trajes de novias?
-En el traje de novia internacional gusta esa novia que viene de Estados Unidos y que se ha introducido hace poco en España.

-¿Que vestido le gustaría recuperar de todos los que ha diseñado?
-Ninguno, no soy fetichista. No voy para atrás ni para tomar impulso, siempre hay que ir por delante. El mejor traje es el que está por venir.

-¿Volvería a hacerle a Letizia el famoso traje rojo?
-No, nosotros recibimos el encargo de hacer una serie de vestidos, porque emprendía una nueva vida y necesitaba un determinado tipo de vestuario, pero no sabíamos en qué momento se iba a poner uno u otro. Agradeceré eternamente a la Familia Real que me encargase el vestido de novia de la infanta Cristina y el rojo de doña Letizia. Creo que ese día hubo una conjunción planetaria.

 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
7 de 9
La entrevista

-¿En qué sentido?
-Doña Letizia ese día no era alteza real, con lo cual iba limpia de diademas, condecoraciones y broches, y llamó la atención por eso.

-Tiene estampitas en su despacho.
-Porque soy creyente, aunque no voy a misa, pero tengo mis iglesias a las que voy a rezar de vez en cuando.

-¿Eso le ha ayudado en momentos difíciles?
-Sí, es lo que me ayuda a pensar que, aunque mis padres y mis abuelos se hayan ido, están aquí conmigo.

-¿Qué le enseñaron?
-Mi padre, la constancia, el tesón, la paciencia, el trabajo en equipo y saber rodearme de buena gente. Mi madre, la creatividad, la locura italiana, la fantasía.

 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
8 de 9
La entrevista

 

-¿Cómo ha conseguido adelgazar tanto?
-Con los doctores José Ángel Lezano y Leo Cerrud. Llevo ya tres años y he perdido 40 kilos gracias a una alimentación y un tratamiento muy metódicos.

-¿Y cómo se siente?
-Raro porque no estás acostumbrado a verte así, pero estupendo. Antes me cansaba un montón, se me hinchaban las piernas, retenía líquidos. Ahora, todo eso ha desaparecido.

-¿Le asusta que las nuevas generaciones vengan pegando fuerte?
-Para nada, hay gente muy buena. Ahí  está, por ejemplo, Dolores Promesas, que me encanta cómo vistió a Paula Echevarría en los Goya, y otros jóvenes con ideas nuevas.

-¿Un modisto piensa alguna vez en la retirada? 
-En mi caso es muy pronto, pero es ley de vida que en algún momento hay que retirarse. Me gustaría que cuando llegue ese día tenga mi colchoncito para cubrir mis necesidades y poder vivir sin agobios. 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
9 de 9
Ficha personal

Nació: En Madrid, en 1967.

Estudios: En el Fashion Institute of Technology
de Nueva York y en el Politécnico Internacional
de la Moda de Florencia. Además, es licenciado
en Lengua y Literatura por la Universidad de Florencia.

Comienzos: A partir de 1986 empezó a trabajar para distintas firmas italianas y españolas: Ratti, Lancetti, Grupo Finanziario Tessile, Cadena y Lienzo de los Gazules.
se independiza: En 1993 fundó su propia empresa y abrió su taller en el barrio de Salamanca de Madrid, convirtiéndose en uno de los diseñadores más prestigiosos de trajes de novia.

Clientas: Diseñó el traje nupcial de la infanta Cristina y ha diseñado varios trajes de noche para Letizia Ortiz.
Posee: Entre muchos galardones, la “T” de Telva.

Ha publicado: “Vamos de boda”, un libro en el que ofrece las reglas de oro para elegir un traje de novia o de madrina

 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo