Julián Gil, en las protestas contra el gobernador de Puerto Rico

El actor ha sido una de las celebrities que se ha colocado a la cabeza de esta manifestación multitudinaria en el que se pide la dimisión de Ricardo Roselló.

Julián Gil en Puerto Rico
Instagram @juliangil

La mañana de este 17 de julio, Julián Gil fue uno de los miles de vecinos de Puerto Rico que salieron a las calles en contra del gobernador del país. El pueblo puertorriqueño ha pedido la dimisión del gobernador, acorralado por unas declaraciones homófobas y machistas filtradas de un chat privado. En la protesta no solo ha estado el actor de Por amar sin ley, sino que Ricky Martin anunció en redes sociales que iría a su natal Puerto Rico para participar en la manifestación que exigiría la renuncia de su gobernador, y al ver que el compromiso del astro boricua con su gente era tan serio, René Pérez "Residente" y Bad Bunny decidieron seguir sus pasos.

Los tres cantantes se unieron anoche a las más de 100 mil personas que se dieron cita en la marcha en contra de Ricardo Rosselló luego de que en días pasados se filtrara un chat que sostuvo con miembros de su gabinete en el que se burlaba de la comunidad LGBT, las víctimas mortales del Huracán María y las personas con discapacidad. "Estamos cansados del cinismo. Yo vivo en los Estados Unidos, pero tenía que venir a Puerto Rico para hacerle saber al mundo que haremos un cambio, podemos hacer que cosas increíbles sucedan. Puerto Rico ya ha sufrido lo suficiente, ya estamos hartos y cansados", dijo Ricky, a lo que "Residente" añadió que "este gobierno ya perdió el respeto de todo un país. Si no renuncia lo vamos a sacar".

Finalmente, Bad Bunny sentenció: "Esto es histórico, esto no ha pasado en la historia de Puerto Rico. Dejen de tratar de engañar a la gente, la gente está molesta. Ricardo, si tú no te quitas, todo lo que va a pasar será culpa tuya, no nos eches la culpa al pueblo, la culpa es tuya. Tienes que renunciar".

Protestas apoyadas desde todos los puntos

Aunque hasta el momento no se sabe si el gobernador de Puerto Rico será cesado del cargo, varios medios locales han dado a conocer que tanto él como sus colaboradores deberán entregar al Departamento de Justicia sus teléfonos celulares y computadoras como parte de una investigación de las conversaciones filtradas.

Carlos Ponce también ha sido uno de los que ha apoyado estas protestas explicando a través de su Instagram que, al contrario de lo que se quería decir desde el Gobierno, la protesta no es ilegal animando a todos los que quisieron salir a la calle a que lo hicieran ya que no estaban haciendo nada malo.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Telenovela