'En el punto de mira' se fija hoy en las casas malditas

Este lunes a las 22.45 horas, el programa de investigación va a tratar dos temas que van a dejar al espectador con la boca abierta: las casas malditas y los nuevos alimentos que no sabemos si se pueden comer o no.

la reportera de en el punto de mira visita una casa maldita

En el próximo programa de En el punto de mira se van a tratar dos temas que van a dejar al espectador con la boca abierta: las casas malditas y los nuevos alimentos que no sabemos si se pueden comer o no. El equipo de reporteros va a analizar los hogares en los que han ocurrido sucesos paranormales y, además, hablarán con testigos.

"La secadora empezaba a echar cosas sin estar conectada...", explicaba uno de los propietarios en el que suceden cosas raras. Los electrodomésticos cobran vida y empiezan a realizar funciones sin ningún tipo de conexión o totalmente diferentes a sus funciones.

Por otro lado, se analizarán nuevos alimentos que no sabíamos hasta el momento ni que existían. ¿Te comerías una hamburguesa de carbón o le darías un bocado a la aloe vera?

This content is imported from YouTube. You may be able to find the same content in another format, or you may be able to find more information, at their web site.

Los reportajes del COVID

La semana pasada En el punto de mira dedicó su programa al COVID-19. El día 1 de Enero China alertó a la OMS de un brote de Coronavirus. La OMS proclamó que no había pruebas de que se trasmitiese de persona a persona, tampoco entre el personal sanitario. Este mensaje tranquilizó al mundo pero fue un error. La vida social siguió su curso y con ella se multiplicaron los contagios.

Tomando las medidas de seguridad necesarias, el equipo de 'El punto de mira' llevó a cabo una recreación de cómo se comportaba la población en aquellas fechas para entender la velocidad con la que el virus logró extenderse.

El reportero Boro Barber simuló ser el paciente cero y se echó una pequeña cantidad de pintura trasparente en las manos para emular el virus. El periodista se coloca alrededor de una mesa junto a unos amigos que comen, beben y comparten utensilios de cocina para cortar los alimentos. Al encender la luz ultravioleta, descubre que la pintura que imita al Covid-19 está por todas partes: vasos, cubiertos, ropa e incluso en las manos de los comensales.

This content is created and maintained by a third party, and imported onto this page to help users provide their email addresses. You may be able to find more information about this and similar content at piano.io
Publicidad - Sigue leyendo debajo