Trucos para cuidar tus plantas

Alegran cualquier casa, pero necesitan mimos y cuidados para que luzcan perfectas. Te contamos los mejores secretos caseros para que les saques todo su esplendor.

Trucos para plantas

Alegran cualquier casa, pero necesitan mimos y cuidados para que luzcan perfectas. Te contamos los mejores secretos caseros para que les saques todo su esplendor.

1 de 6
Planta tus semillas en cáscaras de huevo

Este truco es ideal para disfrutar de la jardinería con tus hijos. Coge una cáscara de huevo lo más entera posible, a modo de maceta biodegradable. Pon una semilla, echa tierra y riega sin encharcar. En pocos días, los más pequeños de la casa podrán comprobar cómo crece su plantita.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
2 de 6
Usa té de manzanilla para los hongos

Apunta este remedio, fácil y barato, para terminar por completo con los hongos. Antes de sembrar, coge las semillas y déjalas durante una noche a remojo en té de manzanilla. Asegúrate de que la bebida se enfríe antes de sumergir las semillas. La manzanilla, además, ayudará a que germinen antes.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
3 de 6
Adiós a las malas hierbas

Cuando aparecen, pueden afear mucho tu terraza o jardín. Para eliminarlas, pon a hervir agua con un poco de sal. Utiliza una regadera para verter la mezcla sobre las malas hierbas y verás cómo desaparecen rápidamente. Para que no vuelvan a crecer, es importante que eches un poco de sal entre las baldosas de vez en cuando.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
4 de 6
Fertiliza tus plantas con agua de cocción

Hay que aprovecharlo todo. El agua donde cocinas tus vegetales cuenta con muchísimos nutrientes y puede ayudar a que tus plantas crezcan mucho más sanas y fuertes. A partir de ahora, no la tires. Eso sí, antes de verterla en las macetas, asegúrate de que se haya enfriado del todo.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
5 de 6
Trucos plantas
Cortesía Burgon.
Asegúrate el riego

Si tienes pensado irte unos días, ya no hace falta que busques a alguien para que cuide de tus plantas. Llena el fregadero de agua y, sobre el escurridor, pon una tela de arpillería. Sumerge uno de sus extremos en el agua y luego coloca los tiestos sobre la tela. Ellos irán absorbiendo el agua que necesiten.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
6 de 6
Deja tus macetas de barro como nuevas

Son muy bonitas, pero a veces desesperan los depósitos de sal que se forman en las macetas de barro. Para acabar con ellos, mezcla partes iguales de vinagre, alcohol y agua en una botella con atomizador. Agita bien y aplica sobre la maceta. Luego, frota con un cepillo. Antes de volver a plantar tienes que esperar a que se seque por completo.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Hogar