Kate reaparece sonriente, y entre bromas, con su cuñado, Harry de Inglaterra

La duquesa de Cambridge y su cuñado han demostrado tener una relación excelente durante una acto religioso celebrado en la Abadía de Westminster.

Con Guillermo de Inglaterra de viaje oficial en Nueva Zelanda y sin noticias de la duquesa de Sussex, de baja ante su próxima maternidad, la duquesa de Cambridge y su cuñado, Harry de Inglaterra, han sido los encargados de representar a la familia real inglesa en el acto religioso, celebrado en la Abadía de Westminster, por el ANZAC Day, día en el que se conmemora el sacrificio y la solidaridad de los ejércitos neozelandeses y australianos junto a las fuerzas británicas en la Primera Guerra Mundial.

Kate y Harry se han mostrado de lo más sonrientes a su llegada al templo y las bromas entre ellos han sido constantes durante toda la jornada. El hermano pequeño del duque de Cambridge miraba con gran admiración a su cuñada.

Harry de Inglaterra y su cuñada, Kate Middleton
Getty Images

La presencia de Harry no estaba confirmada ya que dependía del estado de su mujer y el inminente nacimiento de su primer hijo. "Las fuentes dicen que siempre había esperado estar allí, pero su nombre estaba impreso en el orden de servicio debido a la inminente llegada de #BabySussex", ha comentado la periodista del Daily Mail, Rebecca English. Pero finalmente su asistencia ha permitido ver la complicidad entre los cuñados, enterrando los rumores de mala relación (por lo menos con Harry) y dejando en un segundo plano las informaciones que apuntan a la posible infidelidad de Guillermo de Inglaterra.

Kate Middleton y Harry de Inglaterra
Getty Images

Mientras Harry vistió un traje con medallas e insignias militares, Kate Middleton se decantó por un vestido y abrigo azul de una de sus diseñadoras de cabecera, Catherine Walker, que combinó con un tocado del mismo tono de Rosie Olivia y clutch y zapatos salón en verde de la firma británica Emmy London.

El viento jugó una mala pasada da la Duquesa que tuvo que sujetarse el abrigo para que no se abriera y enseñase más de lo que debía.

Kate Middleton
Getty Images
Publicidad - Sigue leyendo debajo