Hemos actualizado nuestro Aviso de Privacidad. Puedes consultar el nuevo texto aquí.

Alberto y Charlene ya son marido y mujer

FInalizada la ceremonia civil, que ha tenido lugar en el Palacio de los Grimaldi, se han dado su primer beso como matrimonio.

FInalizada la ceremonia civil, que ha tenido lugar en el Palacio de los Grimaldi, se han dado su primer beso como matrimonio.

1 de 41
La boda real civil

El príncipe Alberto II de Mónaco y Charlene Wittstock han vivido la tarde este viernes la primera de las dos románticas y emotivas jornadas de su boda real.

La primera cita era a las cinco y media de la tarde, en el Salón del Trono del Palacio de los Grimaldi, donde ib a celebrarse la ceremonia civil de su matrimonio.

El primero en llegar al salón del trono era Alberto, seguido de cerca por su prometida que, para esta ocasión tan importante, se había decantado por un elegante traje de chaqueta de color azul cielo de Akris con cuerpo palabra de honor y falda pantalón de gasa.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
2 de 41
La boda real civil

El presidente del Consejo de Estado, Philippe Narmino, fue el encargado de oficiar la boda civil en un acto muy emotivo ya que, se producía en el mismo lugar donde, el 18 de abril de 1956, se celebró el enlace civil de príncipe Raniero y Grace Kelly, que han estado muy presentes en la memoria de los novios en este día tan señalado.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
3 de 41
La boda real civil

Durante la ceremonia civil, el oficiante, Philippe Narmino, recordó a la novia: "Te casas con un príncipe pero también con un país", algo ante lo que Charlene sonreía tímidamente.

Al contrario de sus antecesoras, ha sido Charlene la primera en dar el 'sí' a su prometido (en francés), aunque no se ha convertido en princesa hasta que su ya marido no le ha dado la réplica. Tras esto, ella ha pasado automaticamente a formar parte de la familia Grimaldi.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
4 de 41
La boda real civil

Tras convertirse en marido y mujer en una ceremonia civil que sólo duró tan sólo 18 minutos, los ya príncipes de Mónaco firmaron los registros con un bolígrafo especialmente diseñado por Montblanc con incrustaciones de piedras preciosas.

Y posteriormente llegó el gran momento, su salida al balcón del Salón de los Espejos del Palacio Grimaldi para recibir la felicitación de los ciudadanos.

Ante la insistencia de las peticiones de los monegascos llegó el momento esperado por todos: el tradicional beso de los recién casados.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
5 de 41
La boda real civil

Mientras los príncipes de Mónaco se besaban, en las inmediaciones del Palacio Grimaldi se desataba el júbilo. Sin duda con este beso han protagonizado una imagen muy natural llena de ternura.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
6 de 41
La boda real civil

El príncipe Alberto II de Mónaco y su ya esposa, Charlene Wittstock, se han mostrado muy tranquilos y sonrientes mientras contemplaban el entusiasmo que mostraban los miles de monegascos que habían acudido a felicitarlos.

Los testigos elegidos por ellos para la boda han sido el príncipe Chris Le Vine, sobrino de la fallecida Grace Kelly, y Donatella Knecht de Massy, mujer de uno de los nietos de la también fallecida princesa Antonieta de Mónaco, en el caso de Charlene.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
7 de 41
La boda real civil

Los príncipes han saludado animadamente durante unos minutos a los monegascos. Especialmente emocionada ha estado Charlene, que desde el principio fue muy bien acogida en Mónaco.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
8 de 41
La boda real civil

A la ceremonia civil han asistido unos 80 invitados: familiares de los novios, representantes del gobierno monegasco, los testigos así como los embajadores de Francia y Sudáfrica, país de ella. Los monegascos han seguido la ceremonia a través de grandes pantallas colocadas en la plaza del Palacio Grimaldi.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
9 de 41
La boda real civil

El príncipe Alberto se decantó para el día de su boda por un alegante traje negro, camisa blanca y corbata en blanco satinado. En el balcón del Palacio se le ha visto emocionado y muy sonriente.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
10 de 41
La boda real civil

Para la boda civil, Charlene optó por lo llevar tocado, con el pelo recogido en moño bajo. El maquillaje muy natural. De joyas, únicamente lucía unos discretos pendientes de brillantes.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
11 de 41
La boda real civil

En el balcón del Salón de los Espejos del Palacio Grimaldi los recién casados protagonizaron imágenes llenas de ternura y amor como ésta, en la que la ya princesa de Mónaco apoya la cabeza en el hombro de su sonriente marido.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
12 de 41
La boda real civil

Las princesas Carolina y Estefanía de Mónaco también han salido a uno de los balcones del Palacio de los Grimaldi para observar el ambiente. Estaban acompañadas por sus hijas, Alejandra de Hannover y Camille Marie Kelly Gottlieb.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
13 de 41
La boda real civil

La princesa Carolina, que al igual que Charlene lucía un vestido de Chanel, pero éste en azul turquesa, y una gran pamela beige, no pudo contener la emoción y dejó escapar alguna que otra lágrima.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
14 de 41
La boda real civil

Charlene, muy emocionada, abrazaba sutilmente a su marido en el balcón. Lejos quedaban ya las informaciones que hablaban de una posible cancelación de la boda hace tan solo unos días.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
15 de 41
La boda real civil

Los padres de Charlene, Michael y Lynette Wittstock también se asomaron al balcón del Palacio Grimaldi para comprobar que en Mónaco se adora a su hija.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
16 de 41
La boda real civil

Los príncipes Alberto y Charlene y las princesas Carolina y Esefanía saludan desde los balcones del Palacio Grimaldi.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
17 de 41
La boda real civil

Tras el saludo desde el balcón, Alberto y Charlene bajaron a la plaza del Palacio para reunirse con los monegascos. Allí el príncipe dio un pequeño discurso para agradecer a los presentes su cariño.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
18 de 41
La boda real civil

Fue al bajar a la plaza del Palacio Grimaldi cuando pudimos comprobar por completo el elegante vestido elegido por Charlene para su boda civil. La novia optó por un diseño de Akris, quien también la vistió para la foto del compromiso oficial.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
19 de 41
La boda real civil

En esta imagen se aprecia perfectamente que el diseño elegido por Charlñene es un traje pantalón.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
20 de 41
La boda real civil

El traje de novia elegido por Charlene era un traje pantalón de gasa en azul aguamarina y cuerpo de encaje a juego con la chaqueta de manga larga, también con detalles de encaje en las muñecas.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
21 de 41
La boda real civil

Alberto de Mónaco y Charlene, que escuchaba muy atenta su discurso, invitaron a continuación a los presentes a un buffet de platos mediterráneos y africanos encargado a chefs sudáfricanos y de Mónaco; países de ambos. Posteriormente el alcalde de Mónaco les hizo entrega del regalo de los monegascos: un cuadro y una escultura.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
22 de 41
La boda real civil

En la plaza del Palacio Grimaldi también hemos descubierto al detalle los diseños elegidos por las hermanas del príncipe Alberto para la boda real. Mientras Estefanía ha preferido ir de corto con un vestido de raso tostado de tirantes, bolero de encaje y zapatos peep-toes metalizados, Carolina optaba por un elegante vestido largo en azul turquesa y sandalias.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
23 de 41
La boda real civil

Mientras Estefanía optaba para el pelo por un sencillo recogido en moño, Carolina se decantó por completar su 'look' con una enorme pamela decorada con flores en verde y amarillo.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
24 de 41
La boda real civil

Por su parte, la considerada heredera de Grace Kelly en belleza, su nieta, Carlota Casiraghi escogió un elegante palabra de honor en azul claro. También lució un moderno sombrero con detalle de gasa azul a juego con el vestido.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
25 de 41
La boda real civil

Andrea y Pierre Casiraghi, hijos de Carolina de Mónaco, con su primo, Louis Ducruet, hijo de Estefanía de Mónaco.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
26 de 41
La boda real civil

Carolina y Estefanía de Mónaco charlaron animadamente, probablemente comentando los pormenores de la boda civil, durante el cóctel servido a los presentes en la plaza del Palacio Grimaldi.

El ambiente estuvo amenizado con música, concanciones como 'Dancing Queen' de ABBA o temas de Johnny Hallyday.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
27 de 41

Durante el cóctel también vimos a Estefanía conversar con Charlene, a quien le une una bonita amistad desde hace años. Se nota que la nueva princesa de Mónaco está completamente integrada en la familia de su ya marido.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
28 de 41
Por la noche, cóctel y concierto

Tras la boda civil de los príncipes Alberto y Charlene, los festejos continuaban con un concierto de Jean Michel Jarre en el Puerto de Mónaco, porterior a una recepción ofrecida por los novios en el hotel Hermitage. Fue la ocasión para ver a los invitados reales y los 'looks' que escogieron para la boda real.

En esta imagen vemos a Federico y Mary de Dinamarca llegando al concierto. Para la ocasión ella optó por un diseño de escote asimétrico y pliegues en el pecho en color rojo.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
29 de 41
Por la noche, cóctel y concierto

Sonriente y bella, la princesa Mary de Dinamarca, completó su 'look' con unos grandes pendientes en oro y negro. El peinado: con raya al medio y grandes bucles en caída.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
30 de 41
Por la noche, cóctel y concierto

Poco después de la boda civil, los invitados asistiron a un cóctel en el Puerto de Mónaco, donde posteriormente se celebró un concierto de Jean Michell Jarre.

En esta imagen vemos a los príncipes Felipe y Matilde de Belgica, ella vestía un elegante y sencillo diseño en verde esmeralda a juego con las sandalias, a la llegada al concierto.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo